VICHADA... Sí Aprende
La Mejor Tierra del Mundo

APRENDIZAJE RÁPIDO Y EFICAZ

LOS CUATRO PASOS DEL APRENDIZAJE RÁPIDO Y EFICAZ

Recopilado por: Cesar A. Cortés A

1) QUERER ESTUDIAR
2) PREPARARSE
3) APRENDER LAS REGLAS (POCAS Y CLARAS)
4) PRACTICARLAS HASTA QUE SE CONVIERTAN EN HÁBITO
 
1.  Querer estudiar: Tener motivación para aprender, es decir, saber que implica cierto esfuerzo y estar dispuesto a realizarlo. Una vez aceptada una meta, el camino hacia ella se hace más fácil, por tanto hemos de clarificar, cuanto sea posible, nuestras metas en el estudio.
2. Prepararse: Reunir todas las condiciones favorables para aprender, y asociar sentimientos agradables a todo lo referente al estudio, ya que así se asimilará y se recordará mejor.
3. Aprender las reglas (pocas y claras): Sólo se puede mejorar aquello que se conoce bien.
 4. Practicarlas hasta que se conviertan en hábito: La repetición continuada y el repaso hace muy fuerte la conexión entre los elementos estudiados, reduciendo mucho el olvido.

QUÉ SON LAS TÉCNICAS DE ESTUDIO

Los métodos de estudio son una serie de estrategias y técnicas que conducen a un mejor estudio, a comprender y recordar mejor toda la materia. Son unos pasos, unas etapas que siguen un orden lógico y que nos permiten aprender más, aprender lo más importante y un mejor recuerdo.

En esta sección veremos dos de los más importantes, el más famoso de todos, llamado EPLER, y el método creado por el Lic. Emilio Jorge Antognazza, llamado A.C.C.E.S.O.
 De esta manera, dándole un vistazo a los tres, podrás determinar cuál de ellos se ajusta mejor a tu perfil y a tus gustos. (Incluso podrías juzgar que son aplicables a diferentes materias, por lo que te podría convenir aprender y seguir los tres, en diferentes etapas).
Pero antes de adentrarnos en ellos, para seguir una secuencia didáctica abordaremos las condiciones generales que permiten aprovechar al máximo las técnicas de estudio.

FACTORES AMBIENTALES

Los factores ambientales inciden directamente sobre el rendimiento psicofísico, al actuar sobre la concentración y la relajación del estudiante y crear un ambiente adecuado o inadecuado para la tarea de estudiar. 

Lugar de estudio 

El mejor es tu habitación personal, a la que debes procurar dotar de las condiciones de iluminación, silencio, temperatura, ventilación, etc. que favorezcan tu sesión de estudio. Si esto no es posible, busca una biblioteca lo más silenciosa posible, siempre la misma.

Temperatura

Debe oscilar entre los 18 y los 22 grados centígrados. La distribución del calor ha de ser homogénea, como en la calefacción por aire y no la central. El foco de calor no ha de estar cercano a la mesa de estudio. 

Silencio

Procúrate una habitación sin ruidos en la que no seas interrumpido ni molestado. […] Aléjate del salón, del teléfono y de todo cuanto implique conversación, pues los ruidos con sentido distraen más que los ruidos sin sentido. […] Si el nivel de ruidos ambientales es demasiado elevado y no puedes hacer nada para evitarlos, procura atenuarlos utilizando tapones en los oídos o poniendo la música ambiental recomendada. 

¿Estudiar con o sin música?

 La música vocal actúa como un distractor externo al concentrar sobre ella la atención del estudiante, que sigue la letra. Ç

Según Sheila Ostrander (cit. por Salas Parrilla, 1990) la música instrumental del barroco - Bach, Corelli, Haendel, Telemann, Vivaldi, Albinoni, etc.- de ritmo lento provoca un estado de concentración relajada. El volumen de la audición ha de ser bajo, inferior incluso al de la música ambiental.
Iluminación

La iluminación más aconsejable es la natural; aunque a veces se necesita la artificial. Debe estar distribuida de forma homogénea y han de evitarse tanto los resplandores como los contrastes de luz y sombra. 
Lo ideal es que combines la adecuada iluminación general de tu habitación con la iluminación local de una lámpara de mesa de unos 60 W como mínimo, que ilumine directamente lo que estás haciendo. 
En los diestros la luz debe entrar por la izquierda y, en los zurdos, por la derecha.

Ventilación y calefacción 
El aire de la habitación de estudio ha de ser renovado, aproximadamente cada 6 horas. Es aconsejable el empleo de un humidificador si empleas calefacción.

Mobiliario y postura 
La mesa debe ser bastante amplia, con lo que evitarás interrupciones para buscar material. 
La altura ideal de la mesa debe estar en relación con la altura de la silla y la del estudiante/a, de forma que las piernas formen un ángulo recto y los pies descansen en el suelo. 
 
La silla debe tener una altura que permita mantener los pies en el suelo, las rodillas dobladas y las piernas formando un ángulo recto. […] Las modernas sillas de oficina, anatómicas y regulables en altura, son más adecuadas. 
Cerca de la mesa debes tener una pequeña estantería; en ella debes reunir los libros, cuadernos, apuntes y diccionarios que utilizas a diario. 
La mejor forma de estudiar es sentado en una silla, junto a una mesa proporcionada, con la espalda recta, las piernas formando ángulo recto, los pies en el suelo, los antebrazos encima de la mesa y la cabeza y parte alta de la espalda ligeramente inclinadas hacia delante. Se debe huir de las actitudes demasiado cómodas. 
La distancia ideal entre los ojos y el libro es de unos 30 cms., manteniéndose éste perpendicular a la visual. La utilización de un atril, o, en su defecto, una pila de libros para apoyar el libro de estudio, disminuye la fatiga y facilita el mantenimiento de la postura correcta.

FACTORES INTERNOS


¿Cómo lograr buenas condiciones psico-físicas para estudiar?
Las buenas condiciones psico-físicas se alcanzan a través de dos herramientas fundamentales, que son recomendadas por todos los especialistas en métodos de estudio, y su efecto positivo ha sido verificado en diversos pruebas científicas, a través de la estadística.
Esas dos herramientas son:
1) La relajación.
2) La autosugestión.
Daremos los principios de la relajación y la autosugestión para que los practiques y te beneficies con ellos.

LA RELAJACIÓN

El uso de la relajación muscular, junto con la respiración controlada, limita la ansiedad, mantiene el cuerpo saludable y contribuye a la lucidez mental (porque puede ayudar a crear pausas donde, además del cuerpo, se relaja la mente, convirtiendo esos minutos de práctica en verdaderos ‘descansos cerebrales’).

RELAJACIÓN MUSCULAR PROGRESIVA

La relajación no solamente es un instrumento comprobadamente eficaz para crear mejores condiciones psico-físicas para el estudio y para el buen desempeño en los exámenes, sino que propende a una mejor salud y además es la condición necesaria para una autosugestión eficaz.
Cuanto más practiques ésta técnica, más beneficios psico-físicos te brindará. Pero hace falta perseverancia.
Te recomendamos una práctica breve (no lleva más de cinco minutos) pero constante.
Puedes realizarla dos o tres veces por día.
La relajación es altamente recomendable, gratuita, y lo que es más importante: ¡no tiene contraindicaciones!

CÓMO PRACTICAR UNA RELAJACIÓN MUSCULAR PROGRESIVA

Para empezar la relajación elige un sitio cómodo, con luz tenue y sin demasiados ruidos.
Debes sentarte en una silla muy cómoda con respaldo, o en sillón, preferentemente con un apoyabrazos. La columna vertebral debe quedar bien recta, y los pies apoyados completamente en el suelo.
Los pasos básicos de la relajación son:
Tensar los músculos de una parte del cuerpo durante 5 a  7 segundos.
Relajar de 15 a 20 segundos.
Es necesario que te concentres primero en la tensión como algo desagradable, y después en la relajación, que se produce como algo agradable.
Sobre el orden a seguir en el ejercicio, conviene destacar que obedece a la siguiente razón: los músculos largos -brazos y piernas - son bastante más fáciles de relajar que los músculos cortos - los de la cara, por este motivo a esta relajación se la llama “progresiva”.
EL EJERCICIO SE REALIZA EN LA SIGUIENTE SECUENCIA : 
BRAZOS:
Brazo derecho: Tensar los músculos del brazo...............relajar.
Brazo izquierdo: Tensar............... relajar.
HOMBROS:
Tensa primero los hombros, subiéndolos hacia las orejas todo lo que puedas...............relaja.
Tensa los hombros apretándolos fuerte hacia atrás (sobre el sillón o la cama) ............... relaja.
PECHO:
Tensar el pecho conteniendo el aire...............relajar expulsando el aire.
Centrarse después en la relajación, respirando normalmente y dejando los músculos del pecho sueltos, relajados, sin tensión.
CUELLO:
Tensar el cuello, apretando fuerte la cabeza contra el sillón o la cama (5-7 seg.) ............... relajar (15-20 seg.). Concéntrate en la sensación de relajación que se produce cuando relajamos los músculos.
 ESTÓMAGO:
Tensar los músculos del estómago apretando fuertemente el estómago hacia dentro............... relajar.
MÚSCULOS DE DEBAJO DE LA CINTURA: 
Tensar los músculos de debajo de la cintura apretando las nalgas contra el sillón 5-7 segundos............... relajar y centrarse en la relajación que se produce en estos músculos, dejarlos sueltos, sin tensión.
PIERNAS:
Derecha: Tensar crispando los pies hacia arriba...............relajar.
Izquierda: Tensar...............relajar.
LA CARA:
Frente:
Tensar la frente subiendo las cejas hacia arriba...............relajar.
Concentrarte en la relajación de esta zona corporal.
Ojos:
Tensa los ojos cerrándolos y apretándolos fuertemente............... relaja.
Nariz:
Tensa la nariz subiéndola un poco hacia arriba ............... relaja.
Boca:
Tensar la boca apretando los labios uno contra otro ............................ relajar. Concéntrate en la relajación dejando los músculos sueltos y sin tensión.
Un factor clave en la relajación es el proceso respiratorio. Es preciso concentrarse en la respiración sin alterar su ritmo o profundidad. Intercalar cada tanto, entre las otras, la fórmula ‘ESTOY RESPIRANDO EN FORMA TOTALMENTE TRANQUILA’.
Cualquier modificación voluntaria puede tener efectos perturbadores e implicar contracciones musculares.
Al terminar el ejercicio, PARA SALIR DEL ESTADO DE PROFUNDA RELAJACIÓN: efectuar movimientos sucesivos; hacer varias flexiones y extensiones enérgicas con los brazos, inspirar fuertemente, abrir los ojos, y desperezarse.
Para aprender acerca de la autosugestión, el tema se trata de la sección 'CÓMO TRIUNFAR EN LOS EXÁMENES', y puedes verlo en este link:

HORARIO DE ESTUDIO

Está más que demostrada la necesidad de estudiar de forma planificada, de manera constante y ajustándose a un horario (similar a los hábitos de trabajo impuestos por la sociedad). El trabajo eficaz para aprobar las oposiciones es el que se hace de manera regular y continuada. Hay que tener en cuenta que las principales limitaciones de la eficacia en el estudio son:
La desorganización (del tiempo, del material, del espacio, etc.), que supone descuidos, falta de planificación del tiempo y, en definitiva, irresponsabilidad;
La inconstancia en el trabajo privado o en la asistencia a clases;
La superficialidad: hacer las cosas para salir del paso, para cumplir sin más (asistir a clases como un mero espectador, leer de forma pasiva, atender más a cómo dice las cosas el profesor que a lo que dice, etc.);
La distracción por falta de concentración: si hacemos las cosas superficialmente perdemos el tiempo, rendimos poco y nos cansamos excesivamente; las distracciones dependen, generalmente, del desinterés o de una mala comprensión de lo que se estudia (cuando lo que se lee o se escucha sólo se ve o se oye, sin buscar su significado, su sentido).

Todo buen estudiante debe planificar el tiempo de estudio; de no ser así, perderá mucho tiempo y eficacia. El confeccionar un horario te ahorrará esfuerzo y tiempo: sin él perderás mucho tiempo indeciso/a en determinar qué vas a estudiar, cuándo lo harás, qué material utilizarás, etc. Se trata de hacer cada cosa en su momento, con regularidad: clases, estudio privado, deporte, ocio.
Para elaborar tu horario de estudio debe considerar los siguientes aspectos:
Confecciona tu horario a partir de las horas fijas (trabajo, comidas, dormir, clases, otras actividades, etc.), procurando aprovechar todas las que te queden libres, aunque sean breves espacios de tiempo.
Se recomienda como mínimo una hora de estudio por cada hora de clase, aunque ello dependerá de las dificultades que la materia tenga para usted. Ello implica, al menos, dos o tres horas de estudio privado diario; intenta estudiar el mayor tiempo posible y recuerda la importancia de estudiar un poco más cada semana, cada mes.
Dedica a cada asignatura un tiempo proporcional a su dificultad e importancia de cara a aprobar los exámenes.
Distribuye el tiempo de estudio personal por materias concretas. Es decir, no basta poner: «estudio de 6 a 9»; hay que tener claro, por ejemplo: de 6 a 7 Matemáticas; de 7 a 8 Inglés; de 8 a 8:30 Química, de 8:30 a 9 Filosofía, etc. Evitamos dudas sobre qué estudiar, no dedicaremos más tiempo a las materias más fáciles o agradables y distribuiremos mejor el tiempo dedicado a cada asignatura: es mejor estudiar cada materia en varias sesiones cortas a lo largo de la semana, que un solo día en una sesión larga.
No pongas juntas asignaturas similares. Procura alternar las materias de manera que sean diferentes las que estudie seguidas. Por ejemplo. Derecho. Psicotécnico, Seguridad Social, Gestión Financiera, etc.
Las sesiones de estudio para una misma materia no deberían exceder de hora y media seguida, salvo en caso de examen. Es bueno un pequeño descanso y, luego, cambiar de materia o actividad, dejar de estudiar y hacer tests, deberes, etc.
Procura estudiar cada día las materias que te explicaron en clase, lo más cerca posible de la explicación. Si no asistes a clase, estudia todas las materias a diario.
Dedica un tiempo al repaso: cada día antes de acostarte, dedica que un tiempo a refrescar lo estudiado durante el día y en sesiones anteriores.
Es imprescindible dedicar a diario un rato a distraerse, hacer ejercicio, etc.. aunque posiblemente esté de más recordártelo.
Estudia siempre a las mismas horas. Estudiar siempre a la misma hora y en un mismo lugar favorecerá el nivel de concentración y el rendimiento, ya que irá creando en ti un hábito, una necesidad inconsciente de estudiar.
Procura ser rígido con la planificación. Cumple el horario hasta crear un hábito, haz que las horas dedicadas a estudiar sean inamovibles. Confecciona un horario de estudio semanal y ponlo por escrito; colócalo en un lugar visible y cúmplelo a rajatabla. Si te falta tiempo para estudiar lo previsto, amplía el tiempo dedicado a estudiar; si te sobra tiempo, aprovéchelo para repasar, contestar cuestionarios, elaborar preguntas, etc.
Asegúrate de que estudias un número de horas suficiente como para aprobar los exámenes, sin agobios y prisas de última hora.
Estudiar cansa, por tanto, descansa cuando dejes de estudiar (entre materia y materia) y cuando te sienta agotado. Para descansar, cambia de actividad intelectual o haz un cambio mental total, procurando relajar los músculos y los sentidos, o, simplemente, estar un rato sin hacer nada.
Un posible horario de estudio podría ser:
 
Tiempo
Actividad
45' - 1 hora
Estudio de una materia que le resulte agradable o fácil.
5' - 10'
Descanso.
1 hora - 1 hora 30'
Estudio de la materia más difícil.
10' - 15'
Descanso.
30' - 45'
Estudio de la materia más fácil: hacer ejercicios o tareas para clase; revisar los temas a estudiar el día siguiente, responder cuestionarios, etc.
_ - _
Fin de la sesión de estudio

Insistimos en que es fundamental estudiar cada día todas las materias.
El estudio diario debería constar de los siguientes momentos:
Confección de unos buenos apuntes lo más cerca posible de la explicación, si asiste a clases, o durante la sesión de estudio privado.
Estudio de la materia prevista para el día en la planificación:
                                      i.      Comprensión perfecta
                                    ii.      Memorización
c.  Realización de tareas: síntesis, preguntas, peticiones del profesor, etc.
d.  Repaso, revisión de lo que estudiará el día siguiente.
e.  Repaso de lo estudiado en el día de hoy y lo que corresponda, en función del calendario de repasos, de días anteriores.
Procura estudiar así toda la semana.

LA SESIÓN DE ESTUDIO

Hay que acostumbrarse a seguir siempre un orden. Sugerimos el siguiente:
1.  Comenzar a estudiar con decisión (tan pronto como uno se siente en la silla). En cuanto uno se sienta a estudiar, debe desencadenarse en el cerebro el reflejo de que comienza ya la sesión de estudio, sin más preámbulos. Así, la actividad intelectual se pondrá en marcha de forma automática, sin esfuerzo.
2.  Es aconsejable comenzar a estudiar un tema por su aspecto más fácil y agradable o que ofrezca más interés. A medida que se va profundizando en los contenidos, será más fácil acceder a lo que entraña una mayor dificultad.
3.  Los puntos más difíciles deben abordarse cuando el nivel de atención y concentración sea máximo.
4.  Dejar los trabajos sencillos que no necesitan mucha atención para cuando se esté más cansado: dibujar, pasar apuntes en limpio, hacer trabajos manuales...
5.  Descansar periódicamente. El estudiante normal necesita descansar cada cincuenta o sesenta minutos.
Tras la primera hora de estudio, cinco minutos son suficientes para hacer unas cuantas respiraciones profundas frente a la ventana, desentumecer los músculos, estirar las extremidades, hacer algunas flexiones, beber una vaso de agua....
A partir de la segunda hora de estudio, el tiempo de descanso deberá ampliarse a quince, veinte, o treinta minutos.
No conviene dejar la sesión de estudio cuando haya una cuestión muy difícil que no se ha logrado resolver, sino en algún aspecto de interés y agrado que haga fácil la reanudación del estudio.

DIVIDIR EL TIEMPO DE LA SESIÓN EN 4 ETAPAS:

1) Exploración.
2) Adquisición.
3) Fijación y Repaso.
4) Autoevaluación.
Podemos también mejorar nuestra memoria sobre nueva información con interrupciones en nuestras sesiones de aprendizaje. Si lo hacemos así, nos aprovecharemos de los siguientes ‘efectos especiales’ descubiertos por los psicólogos:
Recordamos más de la primera parte de una sesión de estudio. Esto se conoce como EFECTO DE PRIMACÍA.
El material aprendido durante el final de una sesión de aprendizaje también se recuerda mejor después. Esto se denomina EFECTO RECIENTE.
Si interrumpimos un período de aprendizaje, automáticamente aumentamos nuestra memoria. A esto se le llama EFECTO ZEIGARNIK.
Unos pocos minutos después de aprender algo nuevo, la memoria a menudo aumenta durante un corto período de tiempo. Esto se conoce como EFECTO DE REMINISCENCIA.
Si intentamos aprenderlo todo en una sola sesión larga, sólo nos beneficiaremos del efecto de primacía y del reciente, de ninguna manera de los otros dos. Si la sesión se divide en algunos períodos más pequeños, con interrupciones entre ellos, conseguimos aprovecharnos de los cuatro fenómenos naturales.

PERSEVERANCIA Y REGULARIDAD

CADA COSA A SU TIEMPO.

Conviene que siempre estudies a las mismas horas. En módulos que puedas controlar, libre de interrupciones, excepto las que impongas por tu propia conveniencia. HORARIO FIJO en LUGAR FIJO.

PERIODOS CORTOS PERO BUENOS.

Asígnate módulos entre 15 y 35 minutos, dependiendo del tipo de material. A medida que te entrenes, conviene que vayas estirando los períodos, como un atleta que se entrena. Un poquito  más cada vez, y tu atención se irá fortaleciendo.

CUANDO TE SIENTES, COMIENZA DE INMEDIATO CON LA TAREA.

En el mismo lugar, a la misma hora, y si es posible, de la misma forma. Cómo colocar tu libro en el centro, las lapiceras a la derecha, teniendo las hojas para apuntes en el estante superior, etc.
¡Y de frente a la tarea! Si empiezas a divagar, corres peligro de adquirir un mal hábito, el de dar vueltas antes de comenzar.
Arrancar automáticamente. Cuando llega la hora de empezar, hay que ponerse a trabajar de un modo maquinal, sin dudarlo un instante. El enemigo, como siempre, será la pereza.

TIEMPO DE OBJETIVOS EN VEZ DE TIEMPO DE RELOJ.

No es bueno que confíes solamente en la palabra ‘esfuerzo’.
Puedes reemplazarla por la palabra “Persistencia”, avanzando hacia tu objetivo de la forma más placentera, fácil y cómoda posible.
Para esto, se aconseja:
Abandonar el lugar de estudio en los descansos. Estirar los músculos y relajarse física y mentalmente.
Reanudar el trabajo en el momento exacto en que se ha previsto, sin dilaciones ni adelantos.
Abandonar el lugar de estudio si se altera el estado de ánimo, por ejemplo, si uno se encuentra irritado o dominado por los nervios, o bien se tienen dificultades para mantener la atención. El lugar de estudio sólo debe utilizarse con tranquilidad y concentración.

 HAZ ALGO, ¡NO PERMANEZCAS SENTADO SOLAMENTE!

Conviene que agregues acciones físicas concretas a tu vista, al mero hecho de leer. Una mente activa aprende más que la pasiva, aunque la enseñanza tradicional (ineficiente y obsoleta) exija la atención pasiva durante largos ratos, escuchando la presentación del profesor. Los estudiantes activos emplean mucho menos tiempo que los pasivos, y se presentan más seguros al examen o al aplicar los conocimientos.
Ejemplos de actividades:
1.  Subrayar y destacar.
2.  Marcar o escribir en los márgenes.
3.  Resumir y organizar la estructura básica de los textos.
4.  Parafrasear en forma escrita u oral (repetir lo leído con otras palabras).
5.  Asociar los textos con imágenes, escenas, etc.
6.  Emplear reglas mnemotécnicas (ver MEMORIA).
7.  Generar preguntas y contestarlas.
8.  Asumir el rol del maestro (imaginarlo o hacerlo real) sobre el material estudiado.
9.  Hacer Mapas Conceptuales.
10. Enseñar a compañeros de estudio o dialogar con ellos sobre una materia.
 

ESPERA MUCHO DE TI MISMO/A

En un estudio realizado sobre los profesores de escuelas secundarias de Estados Unidos, se reveló que, cuando demostraban esperar mucho de sus alumnos, ellos elevaban, por este solo hecho, en 25 puntos sus pruebas de C.I. (Coeficiente Intelectual).

EL RE-ESTÍMULO

El re-estímulo es el proceso por medio del cual la acción iniciada por un sujeto proporciona ulterior fuente de estímulo. Así, las consecuencias influyen en sus actos sucesivos.
Por ejemplo, si te propones una meta como terminar en una semana la lectura o el estudio de la mitad de una materia y llegas a tu cometido, el re-estímulo significa que este logro te dará nuevas energías, entusiasmo y confianza para continuar para terminar con esa materia, y este proceso continúa afirmándose a si mismo y expandiéndose a las demás materias de estudio. 
El re-estímulo no sólo hace posible el aprendizaje de una habilidad; es también esencial para la misma ejecución. La realización de algo, con habilidad, es un proceso continuo de comportamiento, en el que cada etapa está influída por la anterior, por la siguiente, y por el objetivo final que se persigue.

CLASIFICACIÓN DE LOS MOTIVOS HUMANOS

Edward Thomas, en 1923, redujo los motivos humanos a cuatro deseos:
DESEO DE SEGURIDAD.
DESEO DE RECONOCIMIENTO.
DESEO DE RESPUESTA DE LOS COMPAÑEROS.
DESEO DE NUEVAS EXPERIENCIAS.
DESEO DE SEGURIDAD
DESEO DE RECONOCIMIENTO
Ejemplos:

Seguridad física
: Recibirte te dará muchas más chances de prosperar económicamente.
Seguridad intelectual: Saberte con condiciones, conocimientos o capacidades para enfrentar mejor la vida.
Seguridad psicológica: Aumentar la autoestima, etc


DESEO DE RECONOCIMIENTO

Ejemplos:

Por parte del colegio o universidad:
ü  Que te otorguen una beca por buen rendimiento,
ü  pertenecer al cuadro de honor,
ü  un ofrecimiento de pasantía,
ü  un ofrecimiento de trabajo de parte de un profesor.
Por parte de los padres:
ü  El sentirte reconocido por tus cualidades o habilidades,
ü  un posible premio por tu buen rendimiento.
Por parte de posibles fuerzas laborales:
ü  Que te llamen por tener uno de los mejores promedios para cubrir un cargo interesante, etc.

DESEO DE RESPUESTA DE LOS COMPAÑEROS

Ejemplos:
ü  Sentirte apreciado, 
ü  poder seducir,
ü  tener romances, 
ü  poder ayudar a tus compañeros y lograr más amistades,
ü  poder trabajar en grupo y sentirse ayudado por los demás, etc.
 

DESEO DE NUEVAS EXPERIENCIAS

Ejemplos:
ü  Nuevos compañeros de clase,
ü  nuevas materias,
ü  prácticas interesantes,
ü  lugares que se pueden conocer a partir de los estudios, etc.
La cantidad de motivaciones que pueden derivar de estos 4 deseos básicos son incontables.

LA TOMA DE APUNTES

Antes de abordar el estudio de cualquier método que te permita aprender más eficazmente, tendrás que tener en cuenta que la toma de apuntes es una habilidad básica que es muy conveniente que puedas desarrollar al máximo.
El estudio no sólo se nutre de los materiales de texto y de librosobligatorios para cada materia, sino, sobre todo en la enseñanza universitaria, de los apuntes que se toman en clase.

CLAVES PARA TOMAR BIEN LOS APUNTES

El secreto para tomar bien unos apuntes personalizados y prácticos se encierra en tres palabras: escuchar, pensar y escribir.

Saber escuchar

Conviene estar muy atento a expresiones significativas, “palabras signo” o “toques de atención” que ordinariamente emplea el que habla, como, por ejemplo, “es importantes...”, “en una palabra..” “concluyendo”... expresiones que indican la intención de sintetizar, explicar y aclarar ideas básicas de parte del profesor o el expositor.
También se debe poner especial atención tanto al comienzo como al final de la exposición, ya que la síntesis de la exposición con que suele iniciarse cualquier tema facilita la comprensión y ofrece una valiosísima idea general. Y , por otra parte, la síntesis con que se concluye no es menos interesante, ya que suele se más detallada y completa, y donde se concentra lo más rico e interesante de cuanto se ha dicho.

Saber pensar

Es decir, escuchar reflexionando y siguiendo mentalmente el orden expositivo del tema: título, que se pretende probar, aspectos bajo los cuales se aborda el tema, pasos que se aproximan al objetivo propuesto, conclusión final y consecuencias que se derivan...
En esta escucha reflexiva es decisivo no perder el hilo expositivo, por lo que se debe  atender bien a los mecanismos y nexos que hay entre una cuestión y la que sigue dentro de un mismo tema.

Saber escribir

No hay que escribir lo que dice el profesor copiando textualmente sus palabras, sino lo que cada uno es capaz de sintetizar con sus propias palabras.
En la toma de apuntes es muy importante la rapidez y la concisión. Por este motivo hay que utilizar una serie de abreviaturas o signos convencionales personales, , una especie de código personal que pueda ser interpretado con facilidad y permita limitar la escritura de los apuntes a lo estrictamente imprescindible para una buena comprensión posterior.
He aquí algunas de esas abreviaturas:
(E.d): Es decir
(P.e): por ejemplo
(N.a) nota aclaratoria
(+) más,positivo, aprovechable
(-) menos, negativo, no sirve
(:) igual, lo mismo
( ) no es igual, diferente
( ) mayor que
( ) menor que
(X) por
( ) se obtiene, proviene de...
Elabora tu propio sistema de signos. Es bueno dejar espacios en blanco entre una idea y otra para anotar olvidos y omisiones.

Ausencia de lagunas

Si se producen al tomar los apuntes, deben completarse de inmediato preguntando a alguna persona conocedora de tema, a los compañeros o al profesor.

MODOS DE EXPONER UN TEMA

Al tomar apuntes hay que ir haciendo el esquema del tema que se explica, es decir, como si estuviéramos anotando los epígrafes de un libro. La simple repetición de una cosa por parte del profesor, el empleo de expresiones como “recuerden aquello...” “atención a esto...” o sencillamente el cambio del tono de voz,  o la velocidad de la pronunciación, son indicios claros de que se trata de ideas clave para él. Es decir, mirar al profesor y describir la expresión de su rostro y en el acento de sus palabras en qué aspectos hace mayor hincapié, también observar cuándo se detiene de una manera más reiterada o simplemente toca de pasada, sin dar demasiada importancia a un aspecto.
Además de lo dicho anteriormente, tendrás que poner especial atención a los nexos y los vínculos de esas ideas, es decir, cómo pasa de una idea a otra. Es aconsejable reducir los párrafos empleados por el profesor en su exposición, a frases cortas que incluyan sólo las ideas principales y los detalles importantes: Muchos toman demasiados apuntes, inútiles en la mayoría de las exposiciones.
Podemos distinguir tres tipos diferentes de exposición de un tema:
     Explicación nueva. Aquí  se precisa más atención y esfuerzo. No hay que abarca mucho, ir sólo a los más esencial.
     Explicaciones complementarias a otras anteriores. En este caso se deberá poner especial atención a lo que aún no se domina o a aquello que costó entender en otras sesiones.
     Explicaciones que son como resúmenes, refuerzos y rectificaciones, en cuyo supuesto se deberán relacionar con los conocimientos anteriores sobre el tema.

BENEFICIOS DE LA TOMA DE APUNTES EFICIENTE:
1. Descubrir las ideas importantes del que habla o escribe, CON LAS PROPIAS PALABRAS.
2. Ser breve. Una vez que se haya captado lo importante, expresarlo de forma sintética. Frases cortas o palabras-clave suelen ser útiles y significativas.
3. Captar la información y no los títulos de los temas. 
4. Tomar notas constantemente, aunque en forma concisa y tratando de captar lo esencial. En las clases, cosas que parecen triviales o ejemplos sin importancia, pueden tener luego gran significación.
5. Organizar las notas durante la exposición o lectura, o inmediatamente después. Captar estructuras con sentido en las exposiciones y lecturas de modo que las notas resulten también organizadas sistemáticamente.

EL ESTUDIO DIFERENCIADO O POR MATERIAS

Hay unas operaciones mentales que son comunes a todas las asignaturas, y que estas se materializan en la cuádruple capacidad de:
1.  comprender,
2.  asociar,
3.  relacionar y
4. retener para recordar.
1.     Comprender es profundizar en el contenido, analizando y asimilando hasta hacerlo propio.
2.    Asociar es relacionar el contenido teórico con la vida y la experiencia para poder referirlo en la práctica.
3.    Relacionar es conectar e integrar los nuevos conocimientos con los que ya se habían aprendido con anterioridad.
4.    Retener para recordar es fijar en la memoria lo aprendido, de manera que pueda ser evocado cuando sea necesario.
Pero además de estas capacidades que son comunes al estudio de cualquier materia, es conveniente desarrollar las específicas que requiere cada materia. Sería un tremendo error estudiar todas las asignaturas de la misma manera, porque unas exigen abstracción, método y claridad y otras memoria, imaginación, expresividad, síntesis, etc.  En una palabra, el estudio es distinto en cada materia ; veamos unos cuantos principios de este estudio diferenciado:

Antes de estudiar una materia conócela de cerca

Para lograrlo, nada mejor que hacerte diversas preguntas sobre ella. Cuando sepas darle respuesta adecuada, tu estudio será práctico, inteligente y eficaz. 
Este tema concreto:

¿Qué datos aporta?

¿Qué conocimientos previos exige?

¿Qué novedad experimental representa?

¿Cómo he de asociarlo con las experiencias que ya poseo sobre el mismo contenido?

¿Cómo puedo llevarlo a la práctica?

¿Qué nivel de conocimientos se me exigen desde el punto de vista académico?

¿Qué importancia le concede el profesor de la asignatura?

¿Qué dificultad presenta para mi su estudio?

¿Cuánto tiempo y esfuerzo me supondrá?

¿Cuándo iniciaré su estudio y cuándo pienso terminarlo?

ATENCIÓN Y CONCENTRACIÓN

“La concentración es el eterno secreto de todo logro humano”
Stefan Zweig, 1881-1942
La concentración es la capacidad de una persona de mantener fija su atención en un objeto en profundidad y durante largo tiempo.
Se puede decir que la concentración es una atención que implica a la vez una espera y una tensión en el individuo.
La CONCENTRACIÓN es un requisito esencial para alcanzar buenos resultados en los estudios, y no sólo se alcanza con la voluntad, hay distintos factores que pueden favorecerla o perjudicarla, y son los que comenzaremos a desarrollar antes de abordar las técnicas de estudio propiamente dichas.
 
ATENCIÓN: LA BASE DE LA CONCENTRACIÓN
La atención es selectiva: criba los datos, se queda con los pocos que le interesan y hace caso omiso de los demás. 
Además es exclusiva, se centra solamente en un estímulo. La ausencia de reparto de atención entre dos estímulos, no es sino un desplazamiento que pasa de un estímulo a otro.

Factores determinantes de la atención 

Según Pallarés Molíns, los factores explicativos del carácter selectivo de la atención se engloban en dos grupos.
A.   Determinantes externos
B.    Determinantes internos
Los determinantes externos son factores derivados de estímulos externos y llegan al sujeto a través de la percepción. Los principales son: Intensidad, tamaño, contraste, movimiento, novedad y repetición. 
Los determinantes internos son factores que provienen del propio sujeto y se relacionan con su personalidad, expectativas, carencias, gustos, etc.

La distracción y sus causas 

La distracción es definida por Salas Parrilla como el desplazamiento de la atención hacia otros estímulos diferentes a aquellos en los que estás ocupado. Para el autor es uno de los peores enemigos del estudio y la causa del bajo rendimiento. 
A las causas de la distracción se les denomina distractores externos o internos.

a. Distractores externos
 Los principales son los siguientes:
Los ruidos
Los factores ambientales de tu entorno inmediato como deficiente iluminación, temperatura inadecuada, postura excesivamente cómoda, etc. 
La falta de un horario que planifique tus actividades y tus horas de dedicación al estudio
La inercia a dejarse llevar por la pasividad y la comodidad inicial
o La excesiva dificultad de la materia
La excesiva facilidad de la tarea
La monotonía de lo que estás estudiando 
La competencia de otros objetivos externos

b. Distractores internos
Los problemas y conflictos personales y familiares
El nivel de ansiedad
La falta de interés o la falta de motivación
Los asuntos todavía por resolver
La acumulación de tareas
La fatiga física o psíquica
La debilidad de la voluntad 

MÁS FACTORES QUE FAVORECEN LA DISTRACCIÓN

Distraerse por hábito suele ser consecuencia, en mayor o menor medida de la ausencia, la disminución  o la pérdida del interés. Se puede hablar de causas objetivas u causas subjetivas de acuerdo con esta consideración.

Causas subjetivas de la distracción

La falta de vivencias, de actividad mental y también de léxico.
Exigir tareas o niveles de contenidos para los que el individuo aún no se haya capacitado.
Falta de estimulación e interés ante tareas demasiado fáciles.
Lagunas importantes en contenidos básicos.
Problemas a nivel individual, familiar y social.
Agotamiento físico.
Voluntad débil.
 
Ambiente demasiado cómodo, que en nada contribuye a la concentración mental, porque proporciona distintos focos de interés ajenos al estudio y porque inclinan a la distracción: el televisor, el equipo de música, la video, en la habitación de estudio. 
Falta de práctica y desconocimiento de las técnicas de trabajo intelectual. La falta de orden y de método además de dispersar la atención provoca el cansancio y el desinterés. 
Cansancio intelectual a causa de la excesiva dedicación y esfuerzo, tras muchas horas sin descansar lo suficiente, que conduce a la fatiga, la tensión, el picor de ojos y a ideas depresivas que impiden la concentración y la eficacia. 

Causas objetivas de la distracción

Temas presentados por el profesor de forma tediosa y monótona. Hacer fácil lo difícil, claro lo oscuro, interesante lo que es monótono... es un esfuerzo que ha de hacer el profesor si quiere que la atención y el aprovechamiento de sus alumno no descienda.
La sobresaturación de tareas, no sólo por su cantidad sino también por su grado de dificultad, provoca en el estudiante un sentimiento de desbordamiento y de impotencia, quien ante la imposibilidad de una salida airosa opta por el abandono.
Incapacidad didáctica que se traduce en: falta de imaginación, variedad y originalidad en la presentación de los contenidos; falta de comprensión con los alumnos; incoherencias y despropósitos, como no calificar jamás con notable y sobresaliente, ridiculizar al alumno antes sus compañeros...
Ignorancia de los objetivos finales y de los pasos que hay que seguir. Si el estudiante ignora por qué, para qué y cuándo ha de utilizar y practicar los contenidos que aprende, se muestra desorientado y desmotivado y en tal situación, la distracción no tardará en aparecer.
Mala distribución del tiempo. Hay temas que precisan más tiempo y esfuerzo, y deben estudiarse cuando nuestro nivel de atención y de concentración es máximo. Si no hacemos una adecuada y racional distribución de tiempo provocaremos directa o indirectamente todo tipo de distracción.

LA FATIGA MENTAL

¿Qué es la fatiga?

La fatiga, tanto si es mental - es decir originada por el trabajo psíquico o nervioso - como si es corporal - originada por el trabajo físico o muscular es un peculiar estado individual, y se caracteriza por fenómenos conscientes y por fenómenos objetivos. Los primeros constituyen la sensación de fatiga, cansancio o agotamiento, que unida a diversas molestias, integra la llamada fatiga subjetiva; los segundos consisten en una disminución del rendimiento (en cantidad, en calidad, o en ambas formas).
Cuando alguien afirma que se está fatigando, generalmente lo hace porque siente que el esfuerzo que realiza para lograr el trabajo le resulta progresivamente más penoso, y va acompañado de malestares tales como sensaciones dolorosas de tensión, congestión, vacío, etc., en diversas partes del cuerpo.

¿Cómo se genera la fatiga mental?

En condiciones normales, cuando nos disponemos a realizar un estudio, hemos de atravesar un período inicial de ajuste, adaptación y concentración, durante el cual se adquiere la actitud de compenetración con el tema y se ponen en marcha, adquiriendo velocidad y aceleración, todos los dispositivos mentales, para la captación del material estudiado.
Sigue un segundo período, de “calentamiento”, durante el cual, vencidas las resistencias o inercias del comienzo, se entra más en el asunto y se absorbe  los datos con creciente facilidad.
En el tercer período, se balancean los efectos del entrenamiento y de la incipiente fatiga, aumentando insensiblemente el esfuerzo de concentración.
Finalmente, el cuarto período, en el cual los efectos de la fatiga privan por sobre los del entrenamiento, y a partir de entonces declina progresivamente la curva de aprovechamiento, a la vez que aumenta la molestia del esfuerzo, engendrándose una impresión de cansancio, aburrimiento o desinterés que puede producir sueño.

Factores de los que depende la fatiga general

Factores intrínsecos:

Excesivo número de horas de trabajo.
Falta de pausas adecuadas durante el mismo.
Excesiva velocidad  atropellamiento.
Operaciones desagradables durante su ejecución.
Textos inadecuados.
Postura impropia.
Exceso de ruido.
Iluminación deficiente o excesiva.
Temperatura deficiente o excesiva.
Presencia de sustancias anormales en el aire (falta de ventilación, malos olores, etc.).
Alteraciones digestivas (hambre, digestión difícil, etc.).
Perturbaciones emocionales, originadas por el miedo al fracaso en el trabajo.
Actitud personal de antipatía hacia él.
 

Factores extrínsecos:

Falta de reposo o sueño nocturno.
Intemperancia.
Retrasos o dificultades en el transporte.
Habitación defectuosa.
Conflictos familiares.
Preocupaciones diversas (económicas, sexuales, etc.)
Nutrición deficiente.
Falta de intereses compensadores.
Enfermedades.
En los estudiantes de ritmo temperamental “diurno” , la fatiga tarda mucho en sobrevenir cuando estudian a la mañana, y en cambio adquiere rápido crecimiento si tratan de estudiar después de cenar ; en cambio sucede lo contrario con los estudiantes de ritmo “vespertino”.

Como evitar y combatir la fatiga

No estudiar nunca más de una hora seguida, es decir, sin pausa.
Procure evitar el estudio después de ejercicios físicos pesados, cuando se tiene sueño, hambre, frío, sed, calor excesivo u otras molestias o preocupaciones.
Alternar siempre las diversas fases del estudio: lectura de orientación general, lectura concentrada, evocación de datos conocidos, discusión (con algún compañero) de puntos oscuros, ejercicios de práctica de técnicas, formulación de resúmenes, etc.)
Procurar cambiar de postura cada diez o quince minutos y descansar la vista medio minuto en los mismos intervalos.
Tras una sesión de dos o tres horas, introducir una larga pausa de distracción y reposo, además de las pequeñas pausas 8de uno a cinco minutos) que se habrán introducido antes).
Practicar durante las pausas algunas fricciones en la nuca y movimientos rítmicos, para desentumecer las extremidades.
El abuso de café o bebidas alcohólicas es perjudicial, en cambio un baño ligeramente tibio, seguido de fricción y masaje, suele mejorar la sensación de cansancio.

CONSEJOS Y ORIENTACIONES PARA MEJORAR LA ATENCIÓN Y LA CONCENTRACIÓN

Estudiar en pequeñas dosis, concediendo a cada tema, problema o contenido el tiempo correspondiente para su asimilación. Los minutos asignados a ese contenido son sólo para él. El estudiante se introduce en cuerpo y alma en su trabajo con el firme propósito de que nada ni nadie puede entorpecérselo. Su interés, voluntad atención y concentración están puestos en ese único objetivo.
Descansar lo necesario, una vez conseguido el objetivo propuesto en la tarea anterior. Sólo así se podrá acometer otra tarea distinta y concentrarse plenamente en ella con el mismo y tenaz propósito.
No forzar jamás la máquina mental. Trascurrida dos horas de estudio, hay que descansar brevemente para relajarse de la concentración mantenida hasta ese momento. El momento de descanso lo marca el propio organismo y los síntomas de cansancio pueden ser el picor de ojos, el entumecimiento de los miembros, cierto sopor... y sobre todo, la fatiga mental. Cuando aparezcan estas señales deja de estudiar.
Cambiar de materia de estudio ayuda a prolongar por más tiempo la concentración. Si se dedica una hora  a una materia determinada haciendo dos descansos de cinco minutos, se podrán dedicar otras dos horas a materias distintas con descansos un poco más prolongados (de unos diez minutos, sin que descienda realmente el nivel de concentración).
Pallarés Molíns (1999: 22-26) recomienda, para mejorar la concentración durante el estudio:
Revisa de vez en cuando las causas que dificultan tu concentración: escasa motivación, falta de metas u objetivos, estudio pasivo, problemas interpersonales, dificultades del ambiente, problemas personales y familiares, estrés-depresión.
Acepta no conseguir estar siempre concentrado a tope
Primera clave para concentrarse: tener metas u objetivos, tanto generales como más a corto plazo
Evita las actitudes negativas hacia las asignaturas. Ten motivos positivos y metas bien definidos.
Sé capaz también de estudiar en ambientes menos “ideales”
No olvides la influencia que tiene en la concentración el sueño, la comida, bebida, postura, etc.
Antes de ponerte a estudiar, deja resueltas las actividades o tareas que pueden causar interrupciones
Antes de ponerte a estudiar, “aparca” tus preocupaciones e ilusiones.
Fomenta el estudio activo. El estudio activo se traduce en: una postura ni incómoda ni excesivamente cómoda, leer con cierta rapidez, hacerse preguntas, relacionar, subrayar, esquematizar, hacer mapas conceptuales, etc. El estudio pasivo es la mejor estrategia para distraerse.
Sigue una pauta o método durante el estudio
Estudia siempre con papel y lápiz al lado. Anota las palabras-clave y/o los datos más importantes –escribiendo muy poco- y señala las relaciones con líneas.
Aplica a lo que estudias la imaginación visual y, si te resulta fácil, la de los otros sentidos.
Aprende alguna técnica sencilla de relajación que te ayudará a serenarte y concentrarte.
Cuando te sorprendas distraído, sigue un reflejo o rutina de volver a la materia y a concentrarte.
Cuando te sorprendas distraído, incrementa la actividad intelectual.
Desvía o aplaza los pensamientos distractivos para un momento determinado del día.
Concreta los pensamientos que vuelven una y otra vez e interfieren el estudio. Tal vez encuentres en ellos alguna necesidad insatisfecha o algún problema personal. No tengas reparo en consultarlo con algún orientador.
 

EL MÉTODO A.C.C.E.S.O.

Creado por el Lic. Emilio Jorge Antognazza
ACCESO al saber. Mapa del Método. Un texto para analizar. Ideas erróneas respecto de la lectura. Sus correcciones. La lectura a "vuelo de pájaro"
 
Te presento el Método A.C.C.E.S.O. fundamentado en una serie de pautas que, si las sigues con deseos de estudiar con mayor efectividad, obtener buenos resultados, ahorrar  tiempo de estudio y tener mayor disponibilidad para tu tiempo libre, te aseguro que alcanzarás el "éxito" en tu aprendizaje.
Te recuerdo algo importante:
No estudias porque te gusta, estudias porque te conviene, y si te gusta mejor.
Esta Metodología necesita de tu práctica, por eso no es conveniente que la aprendas en momentos de examen. Te recomiendo que te interiorices de ella y la utilices, al principio, fuera de los momentos de estudio para ir incorporándola de tal manera que se transforme en un hábito no sólo para estudiar sino para trabajar cualquier texto, inclusive, la lectura de un diario o revista.
Estos son los distintos pasos y sus tareas.
 El módulo resaltado es el que trataremos ahora:
MÓDULO
Metodología de estudio:  A.C.C.E.S.O. al Saber
A
A.proximación al texto:
La lectura: principios básicos de una lectura eficaz. Ideas erróneas respecto a la lectura. La lectura superficial o a "vuelo de pájaro", como recurso para un primer contacto con el texto.
C
C.onstrucción de contenidos:
Lectura comprensiva. El arte de interrogar al texto. Subrayado telegramático. Identificación de ideas principales, secundarias y terciarias. Las palabras guías.
C
C.omprensión de los conceptos:
Utilización de las palabras guías en la confección de mapas y tablas conceptuales.
Transformación del mapa conceptual a la síntesis con estilo propio. Técnica para escribir una síntesis. Ampliación de la síntesis en un texto enriquecido. Uso del diccionario.
E
E.structuración mnémica
Principios básicos de una correcta memorización: las tres R: registro, retención, repetición. Procedimientos efectivos para memorizar: asociación e imaginería.
S
S.aneamiento de lo estudiado
El recitado y la repetición. Reconstrucción de los mapas y tablas mediante el recuerdo selectivo.
Corrección de errores, evitación de las vacilaciones, rellenado de "huecos".
O
O.ptimización de los resultados:
La repetición activa del texto (sin esquemas) con tus propias palabras.
Ensayo de elocución. Uso del grabador y el espejo como auxiliares dinámicos.
 
Para ir derecho al aprendizaje del método, vamos a trabajar con un texto difícil y aburrido para los que no son especialistas en el tema. Primero transcribo un fragmento y luego le aplicaremos los recursos.
Eric R. Wolf
I. Introducción
La tesis central de esta obra es que el mundo de la humanidad constituye un total de procesos múltiples interconectados y que los empeños por descomponer en sus partes a esta totalidad, que luego no pueden rearmar, falsean la realidad. Conceptos tales como "nación", "sociedad" y "cultura" designan porciones y pueden llevarnos a convertir nombres en cosas. Sólo entendiendo estos nombres como hatos de relaciones y colocándolos de nuevo en el terreno del que fueron abstraídos, podremos esperar evitar inferencias engañosas y acrecentar nuestra comprensión.

Este párrafo nos posibilitará utilizar parte del Método A.C.C.E.S.O., pero antes quiero que conozcas…

ALGUNOS CONCEPTOS ERRÓNEOS RESPECTO DE LA LECTURA Y UNOS POCOS EJERCICIOS PARA OPTIMIZARLA

 
1. Se debe leer una palabra por vez.
 FALSO. Lo correcto es abarcar un conjunto de palabras en cada golpe de vista sobre el texto. A este golpe de vista le damos el nombre de fijación.
Es posible que por falta de práctica te hayas acostumbrado a leer palabra por palabra. Esto detiene el proceso de la lectura y la lentifica perdiendo tiempo y desmotivándote para avanzar. Este vicio de lectura se soluciona si levantas levemente la mirada por sobre las palabras. Este truco te permitirá abarcar, de un sólo golpe de vista, más palabras por fijación. Haz la prueba con este fragmento del texto anterior. Fija los ojos, levemente, por sobre las palabras, observando las líneas que la cruzan:

Así se lee habitualmente, pasando la vista por sobre las palabras: 
La tesis central de esta obra es que el mundo de la humanidad constituye un total de procesos múltiples interconectados y que los empeños por descomponer en sus partes a esta totalidad, que luego no pueden rearmar, falsean la realidad.

Para una lectura más rápida y efectiva, levanta levemente la vista por sobre las palabras para abarcar más campo visual. Lee mirando las crucecitas aunque tus ojos tiendan a irse a las palabras:
 
          x                         x                    x                   x                   x                  x
La tesis central de esta obra es que el mundo de la humanidad constituye un total de
      x                               x                         x                      x                    x
procesos múltiples interconectados y que los empeños por descomponer en sus
        x                        x                  x                  x                         x
partes a esta totalidad, que luego no pueden rearmar, falsean la realidad.
 
Después de un poco de práctica, en donde las crucecitas deben ser imaginarias, te darás cuenta de que leerás con mayor rapidez pues has disminuido el número de fijaciones. Haz esto con cualquier texto que tengas que leer y te cuento algo importante: para hacer este ejercicio no es necesario que comprendas lo que lees. (ver toda la gama de ejercicios en la sección LECTURA VELOZ).
 Otra forma de efectuar un menor número de fijaciones es agilizar el movimiento de los ojos de izquierda a derecha lo más rápido que puedas. Tú sabes que los ojos se mueven por los músculos y como músculos necesitan ser utilizados para que cumplan su función con eficiencia. Lo que te pido que hagas es que muevas los ojos de izquierda a derecha aunque no tengas nada que leer para ir ejercitando los músculos. Lograrás, con el tiempo, una mayor velocidad.
 2.      Se lee mejor si vocalizo y/o subvocalizo.
 FALSO. La vocalización es un hábito inadecuado que, también, lentifica la lectura. Consiste en mover tus labios y/o tu lengua mientras lees.  Como se trata de movimientos inconscientes, la mejor manera de corregirlos es hacerlos conscientes. Para ello, obsérvate cuando lees o pide a otra persona que te mire. Notarás que 1) los labios se mueven; 2) la lengua se mueve; 3) si aprietas la lengua contra el paladar superior notarás que tiende a bajar.
Cómo resolverlo: hasta que tomes conciencia de este vicio de lectura "abrocha" tus labios con un broche suave de la ropa o muérdete suavemente la lengua con los dientes.
 
La subvocalización consiste en repetir lo que se lee pero ya no con movimientos de labios o lengua sino con la boca cerrada moviendo la glotis, que es donde se encuentra la úvula o glotis, en la garganta. Si pones dos dedos de tu mano sobre la nuez de Adán percibirás que sube y baja cuando estás leyendo.
Cómo resolverla: 1) haz un suave zumbido audible y constante mientras lees; 2) mastica un chicle en el momento de la lectura.
 3.      Si repito mentalmente lo que leo lo aprenderé mejor
 No es así; muy por el contrario demorarás la lectura y la comprensión. Esta repetición mental mientras lees consiste en oírte con el "oído de la mente" sin siquiera mover los labios, la lengua ni la glotis. Se trata de una vocecita interna que te sigue, como un eco, mientras estás leyendo. No es fácil combatirla pero hay un truco que te puede ayudar: haz un zumbido en voz alta y familiarízate con él. Luego repite mentalmente ese sonido: ese es el eco del sonido. La eficacia de la lectura es que la palabra leída debe pasar directamente de los ojos al cerebro sin intermediarios como los que vimos: sin vocalización, ni subvocalización ni repetición mental.
Cómo resolverlo: 1) repite para tus adentros mientras lees "Ricardo se compró un par de zapatos" o cuenta del uno al 6 y vuelve a contar; 2) produce un sonido mental, no audible.
 4.      Cada vez que regreso en lo leído para verificar si lo he leído bien me quedan los conceptos más firmemente aprendidos.
 FALSO. Este mal hábito de lectura se llama regresión, y consiste en la vuelta hacia atrás en el renglón con el objeto de corroborar si una palabra la has leído bien. Lo interesante de esto es que el cerebro derecho ha captado el sentido de la palabra y debes confiar en él. Aun cuando creas no recordar, ten fe en tu sistema inconsciente pues grabó lo que has leído aun cuando dudes de ello.
Cómo resolverlo: sigue leyendo el texto aunque creas que no has entendido. No seas obsesivo. Hay estudiantes que tienen que regresar tres o cuatro veces sobre lo leído para verificar que leyeron bien; como esas personas que tienen que controlar diez veces si cerraron la llave de paso del gas.
 
5.      Si sigo la dirección del texto moviendo la cabeza de izquierda a derecha no me perderé de nada.
 
FALSO. Para detectar este movimiento sostente la cabeza con ambas manos mientras estás leyendo como si quisieras inmovilizarla. Notarás la presión que ejerce tu cabeza. Los que deben moverse, como ya vimos, son los ojos.
Cómo resolverlo: pon el texto sobre la mesa y sostente la cabeza con ambas manos con los codos apoyados sobre esa mesa. Ahora lee presionándote la cabeza para impedir el movimiento. Mueve los ojos de izquierda a derecha. Los ojos NO deben quedar fijos en el frente mientras lees.
 
6.      Para no perderme nada  tengo que ir señalando cada renglón con el dedo.
 
Esta es una práctica inadecuada que demora notablemente la lectura. Tienes que entrenar a tus ojos para que puedan pasar de arriba a abajo en los renglones sin necesidad de trucos raros.
Cómo resolverlo: simplemente... no lo hagas más. Acostúmbrate a seguir el renglón de izquierda a derecha hasta finalizar el renglón pasando al renglón siguiente; como si estuvieras bajando, escalón por escalón, por una escalera.
 Un ejercicio: toma un libro cualquiera y lee SOLO 10 minutos por día, si es posible, siempre, a la misma hora, durante diez días. Cuando te propongo "10 minutos", debes considerar "10 minutos"; ni nueve ni once. Esto es para ir acostumbrándote a controlar tú tiempo. Durante este lapso comienza a corregir aquel o aquellos hábitos inadecuados de acuerdo con la lista que has visto recién. Vas a notar grandes cambios en tu capacidad de lectura que, de por sí, te van a motivar para seguir leyendo.

LA LECTURA A VUELO DE PÁJARO: PRIMER CONTACTO CON EL TEXTO
 

A medida que tu entrenamiento en la corrección de esos vicios avanza vas a notar que te es posible tener una idea general del texto que tendrás que estudiar "sobrevolándolo", es decir, recorriéndolo a "vuelo de pájaro".

Este recurso es un primer contacto previo a la lectura comprensiva como veremos luego.
 
Para tener una idea plena de este tipo de lectura preliminar, lee solamente las palabras en negrita de este fragmento:
 
La tesis central de esta obra es que el mundo de la humanidad constituye un total de procesosmúltiples interconectados y que los empeños pordescomponer en sus partes a esta totalidad, que luego no pueden rearmar, falsean la realidad.Conceptos tales como "nación", "sociedad" y "cultura" designan porciones y pueden llevarnos aconvertir nombres en cosas. Sólo entendiendoestos nombres como hatos de relaciones ycolocándolos de nuevo en el terreno del que fueronabstraídos, podremos esperar evitar inferencias engañosas y acrecentar nuestra comprensión.
 
Este fragmento contiene 85 palabras. Con la lectura a "vuelo de pájaro" hemos fijado la vista en 22 palabras con lo que tenemos una idea muy general de lo que va a tratar la obra:
 
tesis, mundo, procesos, interconectados, empeños, descomponer, partes,  falsean,  realidad, conceptos, designan, porciones, convertir, nombres, cosas, entendiendo, nombres, colocándolos, terreno, abstraídos, acrecentar, comprensión
 
Ocurre que, cuando estás entrenado, tus ojos rastrean rápidamente las palabras claves del texto identificando aquellas que, si las sacamos, el texto queda sin sentido. Observa...
 
La central de esta obra es que el de la humanidad constituye un total de múltiples y que los por en sus a esta totalidad, que luego no pueden rearmar, la tales como "nación", "sociedad" y "cultura" designan y pueden llevarnos a en . Sólo estos como hatos de relaciones y de nuevo en el del que fueron , podremos esperar evitar inferencias engañosas y nuestra .
 
¿Has entendido el texto anterior? Por supuesto que no... Yo tampoco. Pero si vamos a las palabras en negrita, las que hemos extraído en ese "vuelo de pájaro", podríamos con ellas redactar una idea aproximada del párrafo:
 
El autor nos dice que su tesis es que, concibiendo al mundo como procesos interconectados, elempeño que se pone en descomponerlo en partesfalsea la realidad. Los conceptos que designanporciones de ese mundo convierten los nombresen cosas. Entendiendo esos nombres ycolocándolos en el terreno del que fueronabstraídos acrecienta nuestra comprensión.   (55 palabras)
 
Todo este recurso de la lectura "a vuelo de pájaro" o lectura superficial es, al principio, trabajoso ¿Por qué? Pues para que puedas llegar a utilizarlo eficazmente en tu estudio tienes que estar bastante entrenado en lectura, en identificación rápida de las palabras, en evitar cualquiera de los vicios de lectura que te describí y, fundamentalmente, en leer cualquier material, por lo menos, durante esos diez minutos diarios de los que te hablé.
¡Pruébalo!
 

EL MÉTODO A.C.C.E.S.O. (Construcción de contenidos)

Trabajo sobre el texto. La lectura  comprensiva. El interrogatorio y el subrayado telegramático. Las tablas conceptuales. La síntesis con estilo propio.
 
Tanto en este como en el resto de las secciones, vas a tener siempre a la vista el mapa del Método para que puedas orientarte. Te recuerdo que el módulo resaltado es el que trataremos a continuación.
 
MÓDULO
A.C.C.E.S.O. al Saber
A
A.proximación al texto:
La lectura: principios básicos de una lectura eficaz. Ideas erróneas respecto a la lectura. La lectura superficial o a "vuelo de pájaro", como recurso para un primer contacto con el texto.
C
C.onstrucción de contenidos:
Lectura comprensiva. El arte de interrogar al texto. Subrayado telegramático. Identificación de ideas principales, secundarias y terciarias. Las palabras guías.
C
C.omprensión de los conceptos:
Utilización de las palabras guías en la confección de mapas y tablas conceptuales.
Transformación del mapa conceptual a la síntesis con estilo propio. Técnica para escribir una síntesis. Ampliación de la síntesis en un texto enriquecido. Uso del diccionario.
E
E.structuración mnémica
Principios básicos de una correcta memorización: las tres R: registro, retención, repetición. Procedimientos efectivos para memorizar: asociación e imaginería.
.
S
S.aneamiento de lo estudiado
El recitado y la repetición. Reconstrucción de los mapas y tablas mediante el recuerdo selectivo.
Corrección de errores, evitación de las vacilaciones, rellenado de "huecos".
O
O.ptimización de los resultados:
La repetición activa del texto (sin esquemas) con tus propias palabras.
Ensayo de elocución. Uso del grabador y el espejo como auxiliares dinámicos.


LECTURA COMPRENSIVA

En cuanto a la lectura, como en la vida, hay dos objetivos básicos: leer por leer o leer para comprender. En cuanto a la vida, o vivimos por vivir o vivimos por objetivos.
En realidad, leer por leer está incorrectamente expresado, pues quien pasa sus ojos por los renglones sin saber qué está leyendo no es leer, es hacer "como si" leyera. En definitiva: toda lectura, para ser tal, tiene que ser comprensiva. ¿Pero qué entendemos por "comprensiva"? A cualquiera que le preguntemos te contestará que leemos para entender, por lo tanto, "comprender" y "entender" son sinónimos. Y tiene razón. Pero "comprender" no es sólo "entender", es también: descifrar el texto, poder explicarlo, contarlo a los demás, conociendo las ideas del autor, distinguiendo sus puntos de vista, interpretando sus hipótesis, reflexionando sobre lo que nos cuenta, desentrañando los puntos de vista oscuros, aclarando conceptos y aportando  nuestras conclusiones.
 En síntesis: comprender es, también, descifrar, explicar, contar, conocer, distinguir, interpretar, reflexionar, desentrañar, aclarar y, sobre todo, sacar nuestras propias conclusiones lo que nos transforma en lectores críticos.
 Para que la lectura sea comprensiva, entonces, debe ser activa. Es imposible leer comprensivamente si eres un lector pasivo que admites todo cuanto el autor dice como si fuera el poseedor del saber absoluto dueño de la verdad.
 Cuando tienes que estudiar un texto de historia, geografía, política, economía, etc., necesitas, e primer lugar, identificar las ideas principales,  secundarias y terciarias. Para ello vas a implementar un recurso: el subrayado telegramático y el interrogatorio.
     Las ideas del autor están contenidas en las oraciones que, con punto seguido, conforman un párrafo. Cada párrafo, en general, comienza con una sangría y termina en un punto y aparte. Como este que acabas de leer.
 El párrafo anterior está compuesto por tres oraciones, identificadas con distintos tipos de letra.
 Veamos si logramos entender algo de este párrafo suelto: está compuesto por cinco oraciones.
 
Surgen las Ciencias Sociales
 1) La costumbre de considerar entidades tales como iroqueses, Grecia, Persia o los Estados Unidos como entidades fijas contrapuestas recíprocamente por virtud de una arquitectura interna estable y con límites externos fijos,estorba nuestra actitud para entender su mutuo encuentro y confrontación. 2) En verdad, esta tendencia ha dificultado entender estos encuentros y confrontaciones. 3) El disponer bloques imaginarios de construcción en pirámides llamadas Este y oeste o Primero, Segundo y Tercer mundos sólo viene a complicar esta dificultad.  4) Esto nos hace pensar en que es probable que estemos entre en tanto algunas limitaciones conceptuales en nuestro estudio de fenómenos sociales y políticos, y no solamente una aberración temporal. 5) Cabe pensar que en algún punto crítico del pasado escogimos una opción equivocada, una mala elección que perturba nuestro entendimiento presente. 
 
...y si observas atentamente, ya en la primera está la idea principal. Con el subrayado telegramático marcamos aquellas palabras que, si no estuvieran, el texto no tendría sentido: considerar entidades fijas estorba el entender.
 Luego, el autor utiliza el resto de las oraciones para ampliar lo que nos dijo en la primera.

INTERROGANDO AL TEXTO

Ahora, vamos a señalar con negrita los verbos conjugados, (no el infinitivo), de todo el párrafo, incluyendo el subtítulo.
 
 Surgen las Ciencias Sociales
 La costumbre de considerar entidades tales como iroqueses, Grecia, Persia o los Estados Unidos como entidades fijas contrapuestas recíprocamente por virtud de una arquitectura interna estable y con límites externos fijos, estorba nuestra actitud para entender su mutuo encuentro y confrontación. En verdad, esta tendencia ha dificultado entender estos encuentros y confrontaciones.  El disponer bloques imaginarios de construcción en pirámides llamadas Este y oeste o Primero, Segundo y Tercer mundos sólo viene a complicar esta dificultad. Esto nos hace pensar en que es probable que estemos entrando en algunas limitaciones conceptuales en nuestro estudio de fenómenos sociales y políticos, y no solamente una aberración temporal. Cabe pensar que en algún punto crítico del pasado escogimos una opción equivocada, una mala elección que perturba nuestro entendimiento presente. (126 palabras)
 
Tomando en cuenta esos verbos, vamos a hacerle preguntas al texto para que nos devuelva respuestas y así ir fijando los conceptos:
 
1.      ¿Qué es lo que estorba nuestra actitud para entender el mutuo encuentro y confrontación de entidades...? Respuesta: La costumbre de considerarlas como fijas contrapuestas recíprocamente por virtud de una arquitectura interna estable y límites externos fijos.
2.      ¿Qué ha dificultado esta tendencia? R: los encuentros y confrontaciones.
3.      ¿Qué es lo que viene a complicar esta dificultad? R: El disponer bloques imaginarios de construcción en pirámides..
4.      ¿En qué nos hace pensar al tomar en cuenta esta tendencia? R: que estemos entrando en limitaciones conceptuales...
5.      ¿Cómo fue la opción que escogimos? R: equivocada
6.      ¿Y qué perturba esta elección? R: nuestro entendimiento presente.
 Este sistema de preguntas y respuestas te permite “juguetear” con el texto, ir familiarizándote con él y, poco a poco, conocer no sólo los conceptos sino incrementar tu vocabulario. No es necesario que interrogues todo un extenso texto como podría ser un capítulo completo sino elegir determinados párrafos para agilizar tu percepción de lo que debes estudiar.
 Pasemos, ahora, a la comprensión de los conceptos.
 

EL MÉTODO A.C.C.E.S.O. (Comprensión de los conceptos)

Palabras guías en acción. Confección de tablas y mapas conceptuales. La síntesis con estilo propio: técnicas y modelos.
 
Módulo
Metodología de estudio:  A.C.C.E.S.O. al Saber
A
A.proximación al texto:
La lectura: principios básicos de una lectura eficaz. Ideas erróneas respecto a la lectura. La lectura superficial o a "vuelo de pájaro", como recurso para un primer contacto con el texto.
C
C.onstrucción de contenidos:
Lectura comprensiva. El arte de interrogar al texto. Subrayado telegramático. Identificación de ideas principales, secundarias y terciarias. Las palabras guías.
C
C.omprensión de los conceptos:
Utilización de las palabras guías en la confección de mapas y tablas conceptuales.
Transformación del mapa conceptual a la síntesis con estilo propio. Técnica para escribir una síntesis. Uso del diccionario.
E
E.structuración mnémica
Principios básicos de una correcta memorización: las tres R: registro, retención, repetición. Procedimientos efectivos para memorizar: asociación e imaginería.
S
S.aneamiento de lo estudiado
El recitado y la repetición. Reconstrucción de los mapas y tablas mediante el recuerdo selectivo
Corrección de errores, evitación de las vacilaciones, rellenado de "huecos". Dramatización frente al espejo y con grabador.
O
O.ptimización de los resultados:
La repetición activa del texto (sin esquemas) con tus propias palabras.
Ensayo de elocución. Uso del grabador y el espejo como auxiliares dinámicos.
 

Utilización de las palabras guías en tablas y mapas conceptuales

Esta fase consiste en coordinar las ideas principales y secundarias de un texto en un cuadro, tabla  o diagrama de tal manera que, visualizando ese diagrama y empezando por cualquier lugar, puedas reconstruir el texto original.
Esta fase incluye la anterior: como ya sabes identificar las ideas principales, has subrayado las palabras y has interrogado al texto, estás en condiciones de confeccionar el diagrama o tabla.
 

Confección de tu tabla conceptual

Elementos que usarás: las palabras guías y columnas.
Si utilizas una computadora, puedes usar algún programa gráfico o insertar tablas como te muestro a continuación.
 Procedimiento: 1) ubicarás el tema del párrafo a la izquierda, abarcando todo el largo de la tabla; 2) irás colocando de adentro hacia afuera las ideas del autor en una distribución arbitraria; 3) relaciona esas ideas abriendo subtablas; 4) si has decidido utilizar tablas con el Word crearás tantas columnas como ideas principales, secundarias, complementarias consideres, por ejemplo:
 
Considerar
entidades fijas (Grecia, Persia, EEUU, etc)
contrapuestas por
arquitectura interna y
límites externos fijos
Son bloques imaginarios
Estorba  entender el encuentro y la confrontación
Es una limitación conceptual
Por lo tanto es una opción equivocada
(36 palabras)
 
Observa que has pasado de 126 palabras a 36.Recordando sólo estas 36 tendrías que estar en condiciones de poder hablar sobre el tema.
 
Como para la creación de un diagrama hay tantas opciones como personas lo realicen te invito a que, con estas ideas de la tabla anterior, hagas un diagrama propio.
 

EJEMPLO CON TEXTO DIFÍCIL

Este es un texto con bastantes dificultades sobre todo porque está compuesto por palabras técnicas que no son demasiado conocidas por el estudiante. Para eso es indispensable que tengas siempre a mano un buen diccionario.
Vas a hacer lo siguiente:
 1.      Lee el fragmento a "vuelo de pájaro"
2.      Vuélvelo a leer detenidamente buscando los verbos.
3.      Interroga al texto
4.      Subraya las palabras guías con el subrayado telegramático
5.      Haz con esas palabras un diagrama o mapa conceptual.
 
TEORÍA DE LA COMUNICACIÓN  (fragmento)
Watzlawick, Beavin, Jackson
  Quisiéramos sugerir que el estudio de la comunicación humana puede subdividirse en las tres áreas, sintáctica, semántica y pragmática, establecidas por Morris y seguidas por Carnap para el estudio de la semiótica (la teoría general de los signos y los lenguajes). Así, aplicadas al marco de la comunicación humana, la primera de estas tres áreas abarca los problemas relativos a transmitir información y, por ende, constituye el campo fundamental del teórico de la información, cuyo interés se refiere a los problemas de codificación, canales, capacidad, ruido, redundancia y otras propiedades estadísticas del lenguaje. Tales problemas son de índole esencialmente sintáctica, y a ese teórico no le interesa el significado de los símbolos-mensaje.
  El significado constituye la preocupación central de la semántica. Si bien es posible transmitir series de símbolos con corrección sintáctica, carecerían de sentido a menos que el emisor y el receptor se hubieran puesto de acuerdo de antemano con respecto a su significado. En tal sentido, toda información compartida presupone una convención semántica. Por último, la comunicación afecta a la conducta y éste es un aspecto pragmático. Si bien es posible efectuar una separación conceptual clara entre estas tres áreas, ellas son, no obstante, interdependientes. (...) Este libro se referirá a las tres áreas, pero se ocupará en particular de la pragmática, esto es, los efectos de la comunicación sobre la conducta.  (224 palabras)
 
¡No! ¡Espera! ¡No sigas leyendo! Haz primero los ejercicios y verifica con lo que viene.
 
TEORÍA DE LA COMUNICACIÓN  (fragmento)
Watzlawick, Beavin, Jackson
Quisiéramos sugerir que el estudio de la comunicación humana puede subdividirse en las tres áreas, sintáctica, semántica y pragmática, establecidas por Morris y seguidas por Carnap para el estudio de la semiótica (la teoría general de los signos y los lenguajes). Así, aplicadas al marco de la comunicación humana, la primera de estas tres áreas abarca los problemas relativos a transmitir información y, por ende, constituye el campo fundamental del teórico de la información, cuyo interés se refiere a los problemas decodificación, canales, capacidad, ruido, redundancia y otras propiedades estadísticas del lenguaje. Tales problemas son de índole esencialmente sintáctica, y a ese teórico no le interesa el significado de los símbolos-mensaje.
El significado constituye la preocupación central de la semántica. Si bien es posible transmitir series de símbolos con corrección sintáctica, carecerían de sentido a menos que el emisor y el receptor se hubieran puesto de acuerdo de antemano con respecto a su significado. En tal sentido, toda información compartida presupone una convención semántica. Por último, la comunicación afecta a la conducta y éste es un aspecto pragmático. Si bien es posible efectuar una separación conceptual clara entre estas tres áreas, ellas son, no obstante, interdependientes. (...) Este libro se referirá a las tres áreas, pero se ocupará en particular de la pragmática, esto es, los efectos de la comunicación sobre la conducta.  (¡46 de 224 Palabras! Esas palabras claves están destacadas en negrita)
 

PRÁCTICA DE INTERROGACIÓN AL TEXTO COMO
 UNA FORMA DE FIJAR CONOCIMIENTOS

1.      ¿Qué nos quieren sugerir los autores?
2.      ¿En qué áreas puede subdividirse el estudio de la comunicación humana? ¿Qué autores establecieron  esta subdivisión? ¿Y para qué?
3.      ¿Qué estudia la semiótica?
4.      ¿De qué se ocupa la sintáctica? ¿Qué problemas abarca?
5.      ¿Y la semántica?
6.      ¿Y la pragmática?
7.      ¿Qué presupone toda información compartida?
8.      ¿Qué afecta la comunicación? ¿Qué área de la comunicación trata esto?
9.      ¿Cómo son estas tres áreas?
10.  ¿De qué aspecto trata este libro?
 
1.      El estudio de la comunicación se subdivide en áreas
2.      Sintáctica, semántica, pragmática
3.      La teoría general de los signos y los lenguajes
4.      De transmitir la información. Abarca los problemas de codificación, canales, capacidad, ruido, redundancia y otras propiedades estadísticas del lenguaje
5.      De los significados
6.      De la influencia de la comunicación sobre la conducta
7.      Una convención semántica
8.      Afecta a la conducta. Lo trata la pragmática
9.      Interdependientes
10.  De la pragmática
 
Estudio de la Semiótica
Teoría general de signos y lenguajes
Morris y Carnap
Comunicación humana
Sintáctica
Transmite información.
redundancia
ruido
capacidad
canales
codificación
propiedades estadísticas lenguaje
Semántica
Significados
Necesita convención semántica entre emisor y receptor.
Pragmática
Influye sobre la conducta
Se ocupa este libro
 

 Diagrama creativo o mapa conceptual

A diferencia de la tabla, el diagrama creativo o mapa conceptual utiliza conectores en forma de flechas. Tu puedes realizar el que más convenga a tu estilo de estudio, Si trabajas con una computadora quizá te sea más fácil las tablas, si estudias con papel y lápiz, el diagrama.
Este es un modelo al que NO te tienes que atar, sino hacer el tuyo propio. Las variaciones son infinitas.

Explicación del mapa conceptual:

En el centro de una hoja en blanco escribes el tema del capítulo. En la periferia colocas los distintos conceptos y con flechas de un sentido o de ambos sentidos conectas las ideas principales y secundarias. En lo posible, no repitas palabras sino utiliza las que ya figuran. Como ejemplo tienes “semántica: significados” Debajo, en “Acuerdo en convención de”, en vez de repetir “significados” utilizo una flecha a la palabra que ya está en el diagrama. Para significar que las tres áreas de la comunicación son interdependientes, utilizo conectores de doble vía y conectores de dirección única que van a la palabra “interdependientes”.
 Si deseas aprender más sobre el Mapa Conceptual, puedes ir a este link:
http://www.tecnicas-de-estudio.org/aprendizaje/apunten.htm

Síntesis con estilo propio

El objetivo de esta última fase en el procesamiento del texto consiste en que, basándote en la tabla conceptual, puedas redactar, con tu propio estilo de redacción, una síntesis de lo leído.
 Observarás que el texto original ha sido reducido a unas pocas palabras. Si deseas reproducir ese texto basándote en este diagrama puedes decir que:
  “El estudio de la comunicación abarca tres áreas interdependientes: la Sintáctica, que estudia los problemas de la codificación, los canales, la capacidad, el ruido, la redundancia y las propiedades estadísticas; la semántica, que estudia los significados de las palabras y necesita de un acuerdo entre el emisor y el receptor del mensaje y la pragmática que estudia cómo la comunicación afecta la conducta humana. Especialmente, la pragmática, es el tema de este libro.”

DATOS PARA QUE TOMES EN CUENTA AL ESCRIBIR UNA SÍNTESIS

1.         No se trata de una obra literaria. Es un procedimiento para reducir el texto original.
2.        La escritura de la síntesis te permitirá agilizarte en la construcción de oraciones para luego reproducirlas, ya sea en forma escrita u oral.
3.        Te permite, además, incrementar tu vocabulario personal al tener que buscar, en ciertos casos, sinónimos para expresar las ideas. 
4.        Te vas haciendo un cuadro mental vívido de lo que el autor expresó en el texto.
5.        El acto de hacer estas tablas y escribir la síntesis favorece la memorización kinestésica (por movimiento), es decir, se te activan otras áreas del cerebro.
6.        Utiliza oraciones cortas del tipo tradicional: sujeto (verbo) predicado.
7.        Si tienes más de un párrafo que sean breves.
8.        Incluye todas las ideas principales.
9.        Ejercítate comenzando a redactar la síntesis desde cualquier punto de la tabla conceptual hasta abarcar la totalidad de los conocimientos.
Observo la tabla conceptual y elijo una palabra cualquiera, por ejemplo, "redundancia". Se me ocurre comenzar la síntesis desde ahí. Y escribo...
 "La redundancia es uno de los problemas que estudia la sintáctica junto con los canales, la capacidad, el ruido, la codificación en la transmisión de información. La comunicación humana también es estudiada por la semántica, es decir el estudio de los significados de los símbolos y por la pragmática, que considera que toda comunicación afecta la conducta humana. Estas tres áreas están interrelacionadas aunque el libro trata sobre la pragmática."
 
Ahora te toca a ti. Escribe tres síntesis del mismo texto pero comenzando:
          por "interdependientes"
         por "Morris y Carnap"
         por "convención semántica"
  
Te habrás dado cuenta de que, empieces por donde empieces, siempre vas a decir los mismos conceptos pues todos están interconectados. Esto te dará una granlibertad de expresión pues estarás utilizando tu estilo de comunicación para dar la lección o examen utilizando, eso si, la jerga de los autores y de la materia misma.
 
Una vez escrita la síntesis, tienes que pasar a retener lo sintetizado.
 
Vayamos, entonces, al próximo módulo, el de la Estructuración Mnémica.
 

EL MÉTODO A.C.C.E.S.O. (Estructuración mnémica)

La incorporación de los conocimientos y el recuerdo de lo incorporado. Las tres R. Procedimientos efectivos para recordar. La imaginería en acción
 
MÓDULO
Metodología de estudio:  A.C.C.E.S.O. al Saber
A
A.proximación al texto:
La lectura: principios básicos de una lectura eficaz. Ideas erróneas respecto a la lectura. La lectura superficial o a "vuelo de pájaro", como recurso para un primer contacto con el texto.
C
C.onstrucción de contenidos:
Lectura comprensiva. El arte de interrogar al texto. Subrayado telegramático. Identificación de ideas principales, secundarias y terciarias. Las palabras guías.
 
C
C.omprensión de los conceptos:
Utilización de las palabras guías en la confección de mapas y tablas conceptuales.
Transformación del mapa conceptual a la síntesis con estilo propio. Técnica para escribir una síntesis. Uso del diccionario.
 
E
E.structuración mnémica
Principios básicos de una correcta memorización: las tres R: registro, retención, repetición. Procedimientos efectivos para memorizar: asociación e imaginería.
 
S
S.aneamiento de lo estudiado
El recitado y la repetición. Reconstrucción de los mapas y tablas mediante el recuerdo selectivo.
Corrección de errores, evitación de las vacilaciones, rellenado de "huecos".
 
O
O.ptimización de los resultados:
La repetición activa del texto (sin esquemas) con tus propias palabras.
Ensayo de elocución. Uso del grabador y el espejo como auxiliares dinámicos.
 
Damián se está acercando a la mesa de examen en cámara lenta. Su boca está seca y el resto del cuerpo está transpirado. Su respiración está entrecortada y la ansiedad va en aumento por falta de una buena oxigenación. Mira, con miedo, los rostros de los tres profesores. Ahora está seguro de lo que les dijo, hace un rato, a sus compañeros. "No sé nada".
Por fin llega a la mesa y se sienta. El profesor lo mira, lee el programa de la materia y le lanza la primera pregunta: "¿Qué estudia la sintáctica?". Y Damián, sin dudar un instante, responde con seguridad:
 "Según los estudios realizados por Morris y seguidos por Carnap, la sintáctica es una de las tres áreas en que se divide el estudio de la comunicación humana y estudia lo relativo a la transmisión de la información en función a los problemas de canales, codificación, capacidad, ruido, redundancia y estadísticas relacionadas con el lenguaje"
En el instante en que  el profesor le hizo la pregunta a Damián se le prendió una luz, es decir, utilizó su memoria y respondió adecuada y seguramente. Es que la pregunta actuó como un disparador que puso en movimientos millones de interconexiones neuronales en el cerebro de Damián, proceso que deja de lado todo aquel material que estudió pero que no es el adecuado para responder seleccionando de entre la maraña de conocimientos el propio para contestar la pregunta.
Para que este rastreo y selección de la respuesta se lleve a cabo en forma eficaz debieron ocurrir, previamente, otros procesos. Todo comenzó, para Damián, cuando decidió sentarse en su escritorio y abrir el libro "Teoría de la Comunicación". Es que estaba motivado por la materia, porque le gustaba y por las vacaciones pues deseaba poder dar el examen en diciembre y no tener que estudiar para marzo.
La cuestión de la memorización comienza con la:
Si estás familiarizado con una computadora sabrás que para que algo quede registrado en la memoria debes entrar la información por algún periférico: el teclado, el escáner, cámara digital, micrófono, etc. En tu caso, en el mío y en la mayoría de la gente, los "periféricos" son los  sentidos: vista, gusto, olfato, oído, tacto y movimiento o sentido kinestésico ( de kiné = movimiento) Te dije recién "la mayoría de la gente" pues un invidente puede utilizar la yema de los dedos (tacto) para leer mediante el sistema Braille, de la misma manera que un sordo utiliza la vista para leer los labios o los signos de la otra persona.
Cuando estudias de un libro o cualquier material escrito la entrada de información, primeramente, es por los ojos a menos que tu canal de entrada sea por el oído pues retienes mejor si otra persona te lee. Pero, en general, lees el material. Ahora, si está leyendo en voz alta, a la vista le sumas el canal auditivo y si, además, subrayas telegramáticamente, contestas por escrito preguntas que le haces al texto, dibujas diagramas o tablas conceptuales, le sumas a la vista la motricidad. ¿Qué significa esto? Que cuanto más canales de entrada utilices para la entrada de información, mejor será la memorización.
 

CONDICIONES PARA UN REGISTRO EFECTIVO
 

Motivación: ya conoces la cuestión de la motivación. Es evidente que la verdadera motivación estaría dada por el deseo de saber la materia. En ausencia de este estímulo tendrás que recurrir a otros: pasar tus vacaciones sin necesidad de estudiar, evitar el enojo y los reproches de tus padres, recibir el regalo que te prometieron si aprobabas, competir con algún amigo o compañero, sacarte de encima la materia de una buena vez, sentir que tu novia se enorgullece, recibir felicitaciones de los demás, quedar bien con los profesores, etc. Tú tendrás, quizá, otro interés. La cuestión es que quieres dar la materia y aprobarla.
 
Concentración: se ve obstaculizada por la dispersión, por el desorden del pensamiento. Mientras que la atención se pone en funcionamiento cuando algo nos interesa, es decir que no necesita de ningún esfuerzo, la concentración requiere una actitud de "lucha" contra todo aquello que se le opone. Uno de los factores que la entorpecen es el ya conocido "diálogo interno", es decir, ese hablarte a ti mismo sin darte cuenta de que lo estás haciendo. En el momento de esa "charla interior", como la mente no puede ocuparse con un 100 por ciento de eficiencia en dos estímulos simultáneos, "resuelve"  instalarse en el tema que origina ese diálogo interior pues, seguramente, se trata de algún asunto por resolver. Esto le quita a la mente la energía y capacidad para comprender tanto lo que se dice como lo que se lee y tus ojos pasan la vista por sobre las letras del texto sin comprender lo que estás leyendo. Recuerda: el diálogo interno es una barrera que impide el paso de los estímulos. 
Sintonía y Procesamiento: tienes deseos de ver un programa en TV. ¿Qué haces? Lo primero es encenderlo y luego aprietas los botones del remoto marcando el número del canal. En la pantalla aparece la imagen de tu programa. Con este simple y habitual acto has puesto en funcionamiento dos sintonías: la del control remoto con el TV y el receptor de TV con la estación emisora y eso sucede porque tanto la emisora como el receptor comparten la misma sintonía, es decir "se comprenden, se adaptan, vibran en la misma frecuencia". Con el estudio pasa algo parecido: necesitas que el material y tu mismo "vibren" en la misma frecuencia; estar en sintonía. Tus botones tienen un nombre: Sistema Representacional Predominante  y, como ya habías visto, está conformado por tus sentidos. La pregunta que me gustaría que respondieras es esta: ¿Cómo aprendes algo, viendo, oyendo, tocando...? Porque...:
si eres predominantemente visual se te impone VER el material;
si eres auditivo debes OIRLO;
si predomina lo kinestésico necesitarás OLERLO, GUSTARLO, TOCARLO
Pero... ¿Cómo oler, gustar o tocar un concepto tal como "sintáctico, semántico, pragmático". En cambio no habría problema para imaginar el cauce de un río, una montaña nevada, la fauna discriminada de una región, una batalla histórica, la cara de los Reyes católicos, etc.
Con lo anterior te darás cuenta que para poder retener ciertos conceptos hace falta que utilices tu imaginación y, sobre todo, tu creatividad. Para retener los conceptos abstractos antes mencionados, puedes hacer uso de ciertos "trucos" para transformar esos conceptos en objetos concretos o en situaciones precisas. Por ejemplo:
comunicación humana = tú y tu amigo chatean por Internet;
sintáctica = una persona maleducada, sin tacto se incluye en el chat.
semántica = se mete en temas privados de ustedes dando opiniones;
capacidad = tiene tanta capacidad, es decir, es tan pero tan gordo que no entra en la habitación. Lo ven con la webcam.
redundancia = repite mucho los mismo conceptos. Tiene abundancia de palabras.
ruido = respira con mucho ruido y le sale un extraño ronquido.
Este sistema puede parecerte largo y complicado, pero no lo es. Cuando estés entrenado te surgirá espontáneamente y te encontrarás, creativamente, buscando imágenes o sensaciones para dar apoyo imaginario a los conceptos.
Retener significa guardar, almacenar, archivar,mantener. Lo que vas a almacenar es lo que has incorporado y para que esa retención sea efectiva debes disponer de lo que has registrado en el momento que lo desees, de lo contrario el estudio no cumple ninguna función.
Para lograr lo anterior es muy eficaz este método que te paso a desarrollar:
Para que utilices eficazmente lo que te expliqué en la primera R (Registro) en cuanto a transformar conceptos en imágenes, para que éstas se adhieran en tu mente de tal manera que no las olvides, tienen que tener determinadas características:
Deben ser muy exageradas
Absurdas, en lo posible
Extremadamente vulgares
Coloreadas
Moviéndose
Con olores fuertes
Que puedas ser sentidas mediante el tacto
O de la forma en que lo desees
Sería importante que repases el tema de la imaginación, pues a esta función de la mente estás apelando, retornando al Capítulo 2. Te recuerdo que la imaginación NO tiene límites; en todo caso el límite está puesto por tu creatividad.
Repito, ahora, los conceptos transformados en imágenes pero exagerándolas:
comunicación humana = tu y tu amigo chatean por Internet. Cada uno está al lado del otro, con enormes computadoras conectadas mediante un gruesísimo cable.
sintáctica = una persona maleducada, sin tacto se mete en el chat Se trata de un hombre gordo, ordinario, barbudo, sucio que ustedes ven por la webcam.
semántica = se mete en temas privados de ustedes dando opiniones. Observas que sale de la computadora y hace fuerza para meterse entre ustedes dos.
capacidad = tiene tanta capacidad, es decir, es tan pero tan gordo que no entra en la habitación. Forcejea para ubicarse entre ustedes y tira objetos que están en el escritorio.
redundancia =  repite mucho los mismo conceptos. Tiene abundancia de palabras.
ruido = respira con mucho ruido y le sale un extraño ronquido que hace temblar las paredes. Ustedes se asustan y le piden que se vaya.
Estos cuadros mentales, absurdos, exagerados, imposibles, impregnan la mente con estímulos imaginarios que se asocian, unos a otros, transformando conceptos abstractos en escenas vívidas. Evocando esta absurda historia recordarás, casi sin proponértelo, los conceptos del tema a estudiar.
Y así puedes seguir con el resto de los conceptos.

TERCERA R: RECUERDO

El recuerdo o reconstrucción del texto estudiado está en función de lo registrado y lo retenido. Insisto: para nada sirve registrar y retener si no tienes la posibilidad de recuperar el material en el momento en que lo necesites. Siempre, el material más fácilmente recordado será aquel que has comprendido. La técnica que estás aprendiendo es una ayuda menemotécnica pero será muy poco útil si no has comprendido el tema de estudio.
Recordarás mejor lo que has comprendido más que lo memorizado mecánicamente;
 
Recordarás mejor lo que has registrado habiendo utilizado varios sentidos;
 
Recordarás mejor el texto que has trabajado: subrayado telegramático, diagramas, tablas;
 
Recordarás mejor lo que has asociado, vinculado;
 
Recordarás mejor lo que has transformado: las palabras del autor se mantienen, lo que cambia es tu forma de expresarlas.
 
Recordarás mejor lo que has interrogado: ¿qué? ¿quién? ¿para qué? ¿cuándo? ¿dónde?, etc.
 
Recordarás mejor lo que te repites, lo que te cuentas a ti mismo, a otra persona o a un grabador;
 
Recordarás mejor si te premias con algo: un descansito extra, una llamada telefónica, ver una serie de media hora por TV, etc.
 
Recordarás mejor si estás plenamente conciente de la finalidad de tu estudio: aprobar, pasar las vacaciones, deseo de saber, evitar castigos, etc.
 
Recordarás mejor cada vez que recuerdas lo estudiado por cuanto una conducta exitosa llama a otras conductas exitosas.
¿Recordarás todo esto?
 
 

EL MÉTODO A.C.C.E.S.O. (Saneamiento de lo estudiado)

Recitado y Repetición. Reconstrucción de mapas conceptuales. Corrección de errores. Rellenado de “huecos”. Síntesis de este método.
 
MÓDULO
Metodología de estudio:  A.C.C.E.S.O. al Saber
A
A.proximación al texto:
La lectura: principios básicos de una lectura eficaz. Ideas erróneas respecto a la lectura. La lectura superficial o a "vuelo de pájaro", como recurso para un primer contacto con el texto.
C
C.onstrucción de contenidos:
Lectura comprensiva. El arte de interrogar al texto. Subrayado telegramático. Identificación de ideas principales, secundarias y terciarias. Las palabras guías.
C
C.omprensión de los conceptos:
Utilización de las palabras guías en la confección de mapas y tablas conceptuales.
Transformación del mapa conceptual a la síntesis con estilo propio. Técnica para escribir una síntesis. Uso del diccionario.
E
E.structuración mnémica
Principios básicos de una correcta memorización: las tres R: registro, retención, repetición. Procedimientos efectivos para memorizar: asociación e imaginería.
S
S.aneamiento de lo estudiado
El recitado y la repetición. Reconstrucción de los mapas y tablas mediante el recuerdo selectivo.
Corrección de errores, evitación de las vacilaciones, rellenado de "huecos".
O
O.ptimización de los resultados:
La repetición activa del texto (sin esquemas) con tus propias palabras.
Ensayo de elocución. Uso del grabador y el espejo como auxiliares dinámicos.
 

El recitado y la repetición

El término "recitar" lo tomamos como "contar, narrar, relatar" y no como cuando se recita una poesía. Y la "repetición" tiene que ver  con la reafirmación de las palabras del autor. Esto quiere decir que para que un texto sea agradable a la escucha de un otro, por ejemplo el profesor, tiene que ser "recitado y reafirmado o repetido". ¿Por qué te digo esto? Pues porque hay alumnos que recitan el tema aprendido como si fuera una poesía: son los que han estudiado "de memoria" y le quitaron sustancia humana al texto; otros, repiten las palabras del autor del libro sin poner nada propio: no cuentan, no narran, lo hacen sin suspenso, sin gracia, sin movimientos corporales. Lo ideal,  y espero que a eso apuntes, es la recitación con repetición; la narración de lo estudiado incluyendo las palabras claves del texto.
Te propongo que hagamos un repaso de lo que has aprendido hasta ahora para alcanzar el éxito en el estudio.
Repetir lo incorporado es el último paso de este método dado que el módulo siguiente, Optimización de los resultados, se refiere a perfeccionar hasta el límite que consideres conveniente lo estudiado.
 Hasta el momento:
1.      Has procesado el texto según la o las técnicas elegidas:
         Subrayado de Ideas principales con el subrayado telegramático;
         Interrogación del texto para que te responda desde todos los ángulos;
         Confección de tablas conceptuales o diagramas creativos;
         Redacción de una síntesis con tu propio estilo de escritura.
2.      Aprendiste (o estás en vías de aprender) la técnica de memorización por imaginería haciendo cuadros vívidos de las distintas escenas y transformar en objetos los conceptos abstractos.
Ahora ha llegado el momento de que puedas repetir lo estudiado hasta alcanzar una verbalización de lo leído e incorporado, ya sea en forma escrita como oral. Para eso:
A.     Tendrás que comunicar todas las ideas del autor:
B.     Expresándolas en forma coherente y evitando toda clase de muletillas del tipo "esteee..., o sea...; es decir..., digamos... eh....", etc.
C.     Enfatizando tu exposición con gestos adecuados, si la comunicación es a través de la palabra hablada;
D.     O redactando en forma simple, concisa, respetando la sintaxis, haciendo oraciones cortas, si la exposición es escrita;
E.      Para lograr lo anterior es importante que leas autores que tengan estas características de concisión. Observa estos dos ejemplos:
                a) Entonces, cuando llegó a su casa, después de darse un baño, con el deseo de hablar con su esposa sobre el tema que tanto le preocupaba y por lo cual no dormía por las noches, encendió el televisor mientras su mujer cocinaba una comida que le había enseñado la vecina de enfrente, española, que hacía unos platos riquísimos, muy condimentados que le obligaban a tomar mucha agua...
                b) Llegó a su casa y le dijo a su esposa que quería hablar con ella de un tema que le preocupaba.
En el primer ejemplo el autor se "va por las ramas" derivándose en temas que no hacen a la trama. En el segundo, se centra sobre el objetivo central: hablar con su esposa. Por lo tanto:
Al redactar, tienes que ser natural, conciso  y específico:
1) natural: esto es que no debes utilizar palabras rimbombantes, sino de uso frecuente, familiar que no de lugar a falsas interpretaciones y que cualquiera que lea el texto pueda comprenderlo.
2) conciso: el texto tiene que ser justo, preciso, concreto.
3) específico: aquí debes utilizar las palabras que corresponden a la materia, las palabras de la "jerga" de la asignatura, las que has subrayado telegramáticamente. No puedes utilizar cualquier palabra pues eso mal dispone y hasta puede ofender al profesor.
La ejercitación en estos puntos te dará beneficios en otras áreas y no sólo en el estudio. Irás notando que te vas a comunicar mejor con los demás, yendo derecho al asunto y evitando lo superfluo.

UN EJERCICIO PARA QUE PRACTIQUES

Te pido que imagines que este texto forma parte de un capítulo que tienes que aprender. Vamos a comenzar a procesarlo eligiendo el método del Subrayado telegramático. Corresponde al libro de la Editorial Peuser, "Civilizaciones de Occidente", de E. MacNall Burns. Dice así:
"La historia del Renacimiento Italiano no se caracterizó únicamente por la constitución de gobiernos despóticos; los estados más grandes y poderosos tendían también manifiestamente a absorber a los menores. Bajo el gobierno de Gian Galeazzo Visconti (1378 - 1402) la ciudad estado de Milán se expandió y anexó casi toda la llanura lombarda. Esta expansión provocó los temores de Venecia. En consecuencia, los comerciantes de esta ciudad decidieron conquistar un imperio tierra adentro que protegiese las rutas comerciales con la Europa Central. En 1454 Venecia había conseguido ya anexar casi todo el noroeste de Italia, incluida la rica ciudad de Padua y gran parte del territorio conquistado anteriormente por Milán. La república de Florencia no se quedó a la zaga en cuanto a sus ambiciones expansionistas. Antes que terminara el siglo XIV se había apoderado ya de casi todo el distrito de Toscana y en 1406 cayó bajo el dominio florentino la gran ciudad mercantil de Pisa. También los papas intervinieron en ese movimiento general de engrandecimiento territorial. Durante el reinado de papas mundanos y agresivos como Alejandro VI (1492 - 1503) y Julio II (1503 - 1513) el dominio de los estados papales se extendió a casi todos los señoríos minúsculos de la Italia central. Como consecuencia de esa expansión, a comienzos de siglo XVI toda la península italiana se hallaba ya prácticamente bajo el gobierno de los cinco estados más poderosos: el ducado de Milán, las repúblicas de Venecia y Florencia, el reino de Nápoles y los Estados Pontificios".
 
En esta ocasión, vamos a confeccionar con estas palabras resaltadas un mapa conceptual, en vez de una tabla. Observa el texto y fíjate el poco espacio que ocupan las palabras en negrita contra el texto original. Esas son las palabras que debes conocer si o si. Luego, confeccionarás con ellas la tabla conceptual o diagrama creativo que te va ayudar notablemente al proceso de incorporación y repetición.
Este mapa conceptual, más complejo, se me ocurrió a mí; tú puedes hacer, seguramente, uno mucho mejor:

Mapa conceptual o diagrama creativo

Confeccionado el mapa viene el proceso de reconstruir el texto pero ¡ATENCIÓN! comenzando por cualquier parte del diagrama, tal como lo hiciste, anteriormente. Esto significa que elegirás una palabra cualquiera, por ejemplo "comerciantes" y construirás oraciones hasta hablar de todas las ideas que el autor expresa en el texto.
Ejemplo:
"Los comerciantes venecianos estaban asustados debido a los territorios que anexaba Milán bajo el gobierno de Visconti entre 1378 y 1402. Por esta causa ellos, a su vez, conquistaron territorios en el noroeste de Italia, Padua y los territorios ya anexados por Milán, etc..."
Elijamos otra palabra cualquiera: "papas"
"Los papas Alejandro VI entre 1492 y 1503 y Julio II entre 1503 y 1513 se agregaron a estas conquistas de territorios y anexaron para los Estados Pontificios minúsculos estados de la Italia central..."
1.      Elige un texto que tengas que estudiar;
2.      Efectúa el procesamiento del texto según el método que prefieras (subrayado telegramático, preguntas al autor, etc.)
3.      Con las respuestas y/o con las palabras del subrayado confecciona un diagrama creativo o mapa conceptual.
4.      Pídele a un amigo o un familiar que elija palabras del diagrama.
5.      Con las palabras del diagrama y empezando por donde quieras escribe una síntesis con tu propio estilo de escritura. Ejemplo:
 "No sólo la presencia de gobiernos despóticos caracterizó al Renacimiento Italiano sino la conquista de estados pequeños por los más poderosos. Ejemplos claves son: Milán, que anexa la llanura lombarda durante el ducado de Visconti; Venecia que, al temer por estas conquistas milanesas, conquista a su vez el noroeste de Italia y Padua; Florencia, que a fines del siglo 14 conquista Toscana y en 1406 Pisa y los papas Julio II y Alejandro VI que anexan estados minúsculos del centro de Italia a los Estados Pontificios".
6.      Con esas palabras construye oraciones cortas y reconstruye TODAS las ideas principales del texto original pero con tu propio estilo de habla. Al principio guíate por el diagrama.
7.      Ponte frente a un espejo  háblale a tu imagen contándole lo que estás estudiando. Esta imagen de ti mismo te va a dar la impresión de una presencia que te escucha.
8.      Usa un grabador, que funcionará como el oído de tu imagen en el espejo, para que luego puedas oírte y corregir los vicios: hablar rápido, muletillas, vacilaciones, olvidos, etc.
9.      Para memorizar las fechas utiliza la agrupación de dos números + uno ó dos números y dale un ritmo a la repetición. Ejemplo: 1503 va a ser 15 3; 1513 será 15 13 y así en más golpeteando una mesa o tu pierna mientras los repites.
10.  Recuerda utilizar tu capacidad de imaginar para hacer cuadros vívidos de estas conquistas como si estuvieras viendo una película de acción. Puedes utilizar todas las técnicas de visualización para darle realismo a las imágenes generadas con el ojo de tu mente.
Recuerda esto:
1.      si lo deseas puedes ser exitoso en el estudio; si no lo deseas nada puede ayudarte; y…
2.       estudias porque te conviene... y si te gusta, mejor. Lo que te tiene que gustar, en definitiva,  es el ejercicio de la profesión elegida y no necesariamente todas las materias que componen la carrera.
Optimizar tu aprendizaje es una metáfora de optimizar tu vida.
¿Por qué, entonces, no utilizar lo que estás aprendiendo para transferirlo a otras áreas?
Vayamos, pues, a la Optimización de los resultados.
 

EL MÉTODO A.C.C.E.S.O. (Construcción de contenidos)

Realismo al evaluarte. ¡Abajo el perfeccionismo! Algunas sugerencias para optimizar lo aprendido.
 
Módulo
Metodología de estudio:  A.C.C.E.S.O. al Saber
A
A.proximación al texto:
La lectura: principios básicos de una lectura eficaz. Ideas erróneas respecto a la lectura. La lectura superficial o a "vuelo de pájaro", como recurso para un primer contacto con el texto.
C
C.onstrucción de contenidos:
Lectura comprensiva. El arte de interrogar al texto. Subrayado telegramático. Identificación de ideas principales, secundarias y terciarias. Las palabras guías.
C
C.omprensión de los conceptos:
Utilización de las palabras guías en la confección de mapas y tablas conceptuales.
Transformación del mapa conceptual a la síntesis con estilo propio. Técnica para escribir una síntesis. Uso del diccionario.
E
E.structuración mnémica
Principios básicos de una correcta memorización: las tres R: registro, retención, repetición. Procedimientos efectivos para memorizar: asociación e imaginería.
S
S.aneamiento de lo estudiado
El recitado y la repetición. Reconstrucción de los mapas y tablas mediante el recuerdo selectivo.
Corrección de errores, evitación de las vacilaciones, rellenado de "huecos".
O
O.ptimización de los resultados:
La repetición activa del texto (sin esquemas) con tus propias palabras.
Ensayo de elocución. Uso del grabador y el espejo como auxiliares dinámicos.
 
Este último módulo es lo que, comúnmente, se conoce con el nombre de repaso.
En esta etapa ya tienes incorporados los conocimientos y tienes, si lo deseas, que optimizarlos. Para eso necesitas, fundamentalmente, tiempo. Por eso es tan importante que planifiques el estudio de tal manera que te quede uno o dos días previos al examen para optimizar los resultados.

La repetición activa

Esta repetición se refiere a la corrección de errores y vacíos en la información que adquiriste en la fases de Comprensión de los conceptos y Estructuración Mnémica. Puede presentar estas variaciones:
1.      Has olvidado fechas, nombres, relaciones entre sucesos;
2.      Fallas en la secuencia de los acontecimientos; mencionas primero lo que es un dato del final, etc.
3.  Decreció el nivel de información. Este es un punto importante que se conoce con el nombre de Exceso de Síntesis
4. Tienes distorsionada la información: confundes fechas, nombres, situaciones.("¿Cómo era el nombre de ese Papa... Ricardo... no Alejandro...?")
Es que la retención de lo aprendido se va modificando con el paso del tiempo. Esto se conoce con el nombre de "la curva del olvido" por eso es tan importante la optimización de lo estudiado para mantener vigentes los conocimientos.

Nueva síntesis del Método A.C.C.E.S.O.

En tu tarea de estudiar un texto es de gran importancia que cumplas con estos puntos:
Aproximación al texto:
Harás una lectura “a vuelo de pájaro” para tener un primer contacto…
 
Construyendo los contenidos:
§  Interrogando al texto
§  subrayándolo telegramaticamente  las palabras claves que te servirán para
§  Identificar las ideas principales.
Comprenderás los conceptos:
§  confeccionando tablas y/o mapas conceptuales (diagramas creativos)
§  escribiendo una síntesis con tu propio estilo
Estructurarás lo aprendido memorizando las palabras claves, las que subrayaste, ayudándote con la creación de escenas mentales.
Sanearás lo estudiado:
         Repitiendo lo interrogado, lo subrayado, lo sintetizado teniendo a la vista las tablas o diagramas
Optimizarás los resultados:
         Recitando  y repitiendo lo incorporado, ahora, en ausencia de los diagramas o tablas. Aquí entra a funcionar el espejo y el grabador o, si la tienes, una videocámara.
El proceso es este:
1.      Estarás parado o sentado frente a un espejo. Te recuerdo que esto te dará sensación de que otra persona te está mirando. Este recurso es útil para quienes tienen pánico de escena, es decir, miedo a enfrentar al público sean cinco o cien personas.
2.      Encenderás el grabador para registrar tu verbalización. El grabador ocupa el lugar de los "oídos" del profesor, del público, de los compañeros.
3.      Luego cierra los ojos y relájate utilizando algunas de las técnicas que has aprendido.
4.      Visualiza internamente el diagrama o tabla conceptual
5.      Comienza a narrar por donde quieras. Sigue grabando lo que dices.
6.      Rebobina la cinta y escúchate.
7.      Imagina que eres el profesor y estás oyendo la narración de un alumno ¿Qué piensas? ¿Cómo lo juzgas? ¿Qué nota le pondrías?
8.      Si la nota que te has puesto es realista y te sientes conforme es porque has alcanzado tu NORTE, es decir, tu Nivel Optimo de Rendimiento en las Tareas de Estudio. En cambio, si no te sientes satisfecho, date cuenta si es porque:
            a) eres muy perfeccionista;
            b) realmente tu desempeño fue bajo.
9.      Si lo consideras bajo, tendrás que regresar a la etapa de Comprensión de los conceptos y repetir el texto con los diagramas a la vista.
10.  Si este es tu caso deberás repetir los puntos anteriores hasta alcanzar la optimización.
¿Cuánto tiempo voy a tardar?
La anterior es una pregunta habitual entre las personas que aprenden el Método A.C.C.E.S.O. al Saber
Bueno... No desesperes. La respuesta es NO: no tienes que hacer TODO esto secuencialmente pues, en la medida que practiques el método A.C.C.E.S.O. te darás cuenta que ese TODO se hace casi simultáneamente.
Veamos:
Cuando estás sentado frente al texto de estudio y comienzas a leer lo harás con un LÁPIZ en la mano (No lapicera pues no se puede borrar). Mientras haces la lectura a vuelo de pájaro ya estás captando las primeras palabras claves que subrayarás y te darás cuenta que generarás imágenes mentales sobre lo que estás leyendo. Esto puede ser más lento si el texto trata de conceptos abstractos y más fáciles si son conceptos de historia o geografía. Es mucho más sencillo visualizar con el ojo de tu mente al papa Alejandro, creándole un rostro, que la Semántica; la conquista de un territorio que la Sintáctica. Inmediatamente, con el mismo lápiz, estás colocando sobre una hoja en blanco del tipo oficio las palabras que enlazarás con flechitas tal como hicimos en la confección de los mapas conceptuales. Cuanto más rápido y, por qué no, desprolijo, mejor. De ese diagrama o tabla es de donde tienes que recordar los conceptos que, si quieres, lo puedes transformar en síntesis escrita o grabada. Todo esto es más rápido cuanto más lo practiques.
La idea que subyace al método de estudio es, como te dije anteriormente, que cuanto más sentidos utilices más fácil recordarás: la vista, el oído, el movimiento y hasta puedes imaginar olores y sabores. Todo quedará asociado en tu mente y el recuerdo será efectivo.

¿Qué criterio utilizar para evaluarte?

Puedes preguntarte qué criterio tienes que utilizar para juzgar si sabes o no sabes la materia o el objetivo a evaluar cuando tengas que rendir examen. Yo te voy a hacer otra pregunta: ¿Cómo sabes cuando has saciado tu hambre? El aparato digestivo envía una señal a tu cerebro que le dice ¡Ya está bien; no comas más! Si este circuito fallara, como ocurre en muchos casos, la persona seguiría comiendo porque el sensor de la saciedad no le funciona. Algo parecido ocurre con tu criterio para saber si sabes. Independientemente de si la "comida - materia" te gusta, una parte tuya sabe que sabe o sabe que no sabe. Como te dije antes, si eres perfeccionista puede ser que nunca estés conforme con lo que has aprendido. Y si eres muy complaciente contigo puede que te evalúes con un 10 cuando no has estudiado más que para un cinco.     
Una vez atendí a una alumna de 26 años que estudiaba medicina. Entraba en una crisis de ansiedad tan pero tan grande que no se podía poner a estudiar. Los libros de medicina soy bastante voluminosos. Esta alumna, que llamaremos Andrea, incrementaba sus niveles de ansiedad ya en el momento de tomar el libro. Se decía"¡Cuánto tengo que estudiar!", pues observaba la totalidad del tomo. Pero la cosa no quedaba ahí: iba a la bibliografía y se angustiaba al tomar conciencia de la enorme cantidad de autores que habían tratado el tema. Si bien no era obligatorio que leyera todos esos libros, se decía a sí misma que NUNCA abarcaría esa materia. Entonces, entraba (se provocaba) una crisis de desaliento que la manifestaba mediante llanto, desesperación, intolerancia con sus familiares, dolores de cabeza, etc., que, además, le impedían estudiar. Entraba en un círculo viciosos llevada por el perfeccionismo:"Jamás sabré TODO lo que hay que saber" con lo que terminaba sin saber nada y abandonando la materia y, tiempo después, la carrera. Vivía a pura frustración por su afán de saberlo todo, lo cual es imposible para Andrea, para ti, para mí y para cualquier persona.
Así que, al evaluarte en esta etapa de Optimización, deja de lado el perfeccionismo y la complacencia contigo y sé realista.
 
 
 
 
 
 
 
 
 

TEST DE AUTOEVALUACION PARA ESTUDIANTES SECUNDARIOS Y UNIVERSITARIOS

1.     ¿Sabemos estudiar?
2.    Si tenemos dificultades para ello, ¿cuáles son?
1.  Este test fue preparado en la Universidad de Ohio (EE.UU.). La prueba se realizó entre cien estudiantes: 50 buenos y 50 mediocres.
2.  INSTRUCCIONES
3.  Lo único que tiene que hacer es  leer atentamente cada pregunta y responder con un SI o con un NO, en el casillero “A”.
4.  CUESTIONARIO                                                                                           
5.  ¿Tienes problemas o intereses personales que te alejan del estudio.
6.  ¿Te interesan, en general, las materias que cursas?
7.  ¿Te preguntas, a menudo, ‘para qué debo hacer o saber tal cosa’, y no tienes respuesta para darte?
8.  ¿Te preguntas, a menudo, ‘cómo debo aprender tal cosa’, y no tienes respuestas para darte?
9.  ¿Intervienes en los diálogos de clase?
10.           ¿Tienes problemas de adaptación con tus compañeros?
11.           En general, ¿tienes problemas de adaptación con tus profesores?
12.           ¿Tienes un plan de trabajo para cada día?
13.           Si es así, ¿te ajustas a él?
14.           ¿Te fijas un horario para cada tarea?
15.           Si es así, ¿lo cumples rigurosamente?
16.           ¿Terminas tus trabajos escolares a su debido tiempo?
17.           ¿Estudias primero las materias que te requieren mayor esfuerzo?
18.           ¿Dedicas más tiempo a las materias o tareas que te resultan más difíciles?
19.           ¿Tienes un lugar adecuado, silencioso, con suficiente luz, comodidad, etc, para realizar tus tareas (ya sea en tu casa, en una biblioteca, etc)?
20.           ¿Posees todos los materiales necesarios para cada materia de estudio?
21.           ¿Hay en tu mesa de trabajo un espacio limpio y ordenado, suficientemente amplio como para trabajar o estudiar cómodamente?
22.           ¿Sabes siempre, de un día para otro, qué tareas han asignado los distintos profesores (sean escritas, gráficas, manuales, para responder oralmente, etc.)?
23.           ¿Guardas juntos los apuntes de una misma materia?
24.           ¿Sabes usar los índices de los libros?
25.           ¿Sabes cómo buscar en una biblioteca un libro determinado, del que conoces el título y/o autor?
26.           ¿Sabes cómo buscar en una biblioteca los libros que puedan ayudarte a estudiar un tema o resolver un problemas, pero que no te han indicado?
27.           Cuando estudias, ¿sueles hacer una lectura general del capítulo antes de leerlo por partes?
28.           Si en tu libro existen resúmenes al final de cada capítulo, ¿los lee antes de comenzar el estudio de esa lección?
29.           Cuando encuentras en tu lectura una palabra que desconoce, ¿suele buscarla en el diccionario?
30.           Cuando encuentras un término científico o técnico, cuyo significado desconoces, ¿recurrís a los diccionarios especializados?
31.           Después de la lectura general, ¿lees atentamente parte por parte para comprender mejor lo que quieres asimilar?
32.           Al preparar un tema, ¿pretendes aprendértelo de memoria sin haberlo comprendido?
33.           ¿Pretendes memorizar todo el capítulo sin distinguir lo esencial de lo accesorio?
34.           ¿Pasas por alto, siempre o casi siempre, los mapas, gráficos, tablas, aclaraciones que se dan al pie de páginas, etc.?
35.           ¿Te ayudas con cuadros sinópticos, diagramas, etc., que vos mismo/a haces para favorecer la memorización?
36.           ¿Tratas de expresar siempre los contenidos fundamentales con tus palabras, sea en forma oral o escrita?
37.           33. ¿Estableces relaciones entre los conocimientos nuevos y los que ya posees?
38.           34. ¿Anotas las dudas que no has podido responder?
39.           35. ¿Consultas acerca de ellas a tus profesores?
40.           36. ¿Tomas en general los apuntes de clase en forma esquemática, cuando el profesor explica y no dicta?
41.           37. Si es así, ¿rehaces luego esos apuntes dándoles orden y coherencia?
42.           38. ¿O pretendes copiar, palabra por palabra, las explicaciones?
43.           39. ¿Sueles quedarte estudiando hasta altas horas de la noche?
44.           40. ¿Duermes lo suficiente como para estar durante el día en un estado descansado?
45.           41. ¿Dispones diariamente de algunos ratos de distracción?
46.           42. ¿Haces repasos periódicos, cada día, cada semana, e inmediatamente antes de un examen?
47.           43. ¿Estudias en “dosis” diarias o semanales adecuadas?
48.           44. ¿Te atiborras de lectura y de estudio poco antes de un examen?
49.           45. ¿Tratas de aclarar siempre cuáles son los “puntos flojos” de tus trabajos a fin de corregirlos?
50.           46. ¿Tienes por costumbre estudiar solo/a?
51.           47. ¿Te gusta estudiar solo/a?
52.           48. ¿Tienes por costumbre estudiar o trabajar en grupo?
53.           49. ¿Te gusta trabajar en grupo?
54.           50. ¿Cuando tienes alguna dificultad en tus trabajos escolares, pedís ayuda a tus profesores, a un familiar, a tus amigos o compañeros?
 
55.           Normas para la evaluación
56.           Damos a continuación las respuestas que indican fallasen los hábitos y procedimientos de estudio.
57.           Coteja, con el siguiente listado, tus respuestas. Este no es un test con puntuación, su finalidad es que, al realizarlo, tomes mayor consciencia de tus fortalezas y debilidades para el estudio. 
58.           Por supuesto, las preguntas N° 46, 47, 48 y 49 sólo demuestran hábitos y preferencias personales.
59.           Los resultados, entre los buenos estudiantes, fueron:
1.     NO                      
2.    SI
60.           3. NO
      4. NO
5.    SI
6.    NO
7.    NO
8.    SI
9.    SI
10.  SI
11.  SI
12.  SI
13.  SI
14.  SI
15.  SI
16.  SI
17.  SI
18.  SI
19.  SI
20. SI
21.  SI
22. SI
23. SI
24. SI
25. SI
26. SI
27. SI
28. NO
29. NO
30. NO
31.  SI
32. SI
33. SI
34. SI
35. SI
36. SI
37. SI
38. NO
39. NO
40. SI
41.  SI
42. SI
43. SI
44. NO
45. SI
46. **
47. **
48. **
49. **
61.           50. SI

Puedes reflexionar acerca de si la mayoría de tus respuestas coincidió con la de los buenos estudiantes.
 

Tomado de: http://www.tecnicas-de-estudio.org/general/sabes-estudiar.htm